Política

Fiscalía viola ley y acusará el 22 de julio a policías por masacre de Las Jagüitas

264 horas de impunidad

Policía no explica quién dio la orden del operativo que masacró a una familia al regresar de oficio religioso. Investigados un capitán de Operaciones Especiales, en lista para convalidar curso como francotirador, cuatro tenientes y 9 suboficiales. Familiares rechazan alegato oficial de atraso en diligencias por falta de autopsia y critican que acusación se haga después de la celebración del 19 de julio



La revelación de los 14 nombres de los policías que participaron en la masacre de las Jagüitas no ha resuelto las principales interrogantes sobre el caso, la principal de ellas es quién estuvo a cargo del supuesto operativo antidrogas y quién fue el jefe directo que lo supervisó.

La Fiscalía General de la República informó el viernes que investigan a un capitán, cuatro tenientes y nueve suboficiales desde el 11 de julio cuando estos abrieron fuego contra el vehículo de una familia inocente en el sector sureste en la periferia de Managua, provocando la muerte de dos niños y lesiones en otros dos que permanecen hospitalizados.

Sin embargo, la Fiscal General Ana Julia Guido no respondió el viernes por qué cargos acusarían a los investigados que mencionó con nombre y apellido, y salió rauda de la pequeña sala, donde se limitó a leer un comunicado un día después que la familia de las víctimas demandó justicia y narró el salvajismo con que fueron tratados por oficiales con pasamontañas.

Guido anunció que acusaría por el caso el 22 de julio cuando oficialmente se cumplen 264 horas después de la captura de los sospechosos, pese a que la Constitución establece que el Ministerio Público debió haberse puesto ante los tribunales en 48 horas.

La funcionaria no aclaró si la decisión de la Fiscalía, de presentar la acusación hasta el miércoles, se debe a que el fin de semana se celebra el triunfo de la revolución sandinista (1979) con un acto en Managua, protagonizado por el presidente Daniel Ortega y la primera dama Rosario Murillo. Sin embargo, justificó la tardanza en sus diligencias, arguyendo que se les hacen difíciles ante la falta de autopsia que no fue permitida por la familia.

“Se sabe que fueron balas las que los mataron. No fue por infarto, derrame cerebral u otra enfermedad. Nos opusimos a que se les hicieran las autopsias porque son niños inocentes, pero no pueden usar eso ahora para lavarse las manos”, dijo Milton Reyes, el conductor del vehículo acribillado y padre de los niños asesinados.

Documentos ubican a capitán en la DOE

Confidencial confirmó que las citaciones judiciales hasta el diez de octubre de 2010 que le hacían al capitán Zacarías Ignacio Salgado, el oficial de más alto rango señalado por Guido, se las hacían llegar al complejo Cristhiam Munguía, donde funciona la Dirección de Operaciones Especiales (DOE) al mando del comisionado general Justo Pastor Urbina.

“Yo de eso no tengo nada que comentar, diríjase a Relaciones Públicas”, respondió el alto mando policial cuando se le consultó a su celular. El capitán Salgado además estaba en la lista de oficiales que en abril de 2015 debía convalidar cursos para lograr un ascenso.

Según la circular 0012/2015, dirigida por el comisionado general Cairo Guevara, jefe de la Academia Policial Walter Mendoza, a los jefes de delegaciones, departamentales y de especialidades de la Policía, Salgado estaba en la lista que debió convalidar el curso de francotirador.

En ese mismo documento, se menciona para el curso básico de intervención táctica al teniente José Alejandro Fonseca Salmerón que en las comunicaciones judiciales ponía hasta el 14 de agosto de 2013 como dirección para la recepción de documentos legales el área de la unidad especial de Tácticas, Armas Policiales y Rescate (TAPIR) en el complejo de la DOE donde trabaja el capitán Salgado.

¿Cómo fue el operativo?

La Policía Nacional en un comunicado el 13 de julio dijo que quienes habían disparado contra la familia de Milton Reyes fueron las fuerzas antinarcóticos que habían recibido información de inteligencia de que en el lugar pasaría un vehículo cargado con cocaína que tenía características similares a los de las víctimas.

Fuentes consultadas por Confidencial explicaron que algunos operativos antinarcóticos son desarrollados por  fuerzas especiales propias, conformadas por unos 50 policías, y que en ocasiones trabajan en conjunto con las TAPIR que llegan como fuerzas de apoyo a las intervenciones policiales realizadas por los primeros.

“Generalmente los capitanes son jefes de grupos, pero si el operativo es desarrollado por una especialidad de drogas debe haber un jefe que esté a cargo. Si el operativo es importante incluso lo puede llegar a ver un subdirector. La falta de información en este caso concreto impide que sepamos realmente el nivel que tenía este operativo, pero sí te puedo decir que en toda operación existe una cadena de mando que supervisa”, explicaron las fuentes consultadas.

El actual jefe antidrogas es el comisionado mayor Edgard Sánchez, antiguo jefe policial del departamento de Madriz, quien funge en el cargo desde el 12 de mayo pasado y quien hasta ahora no ha explicado si autorizó o no el fatídico operativo. El sábado pasado dijo brevemente a Confidencial que no estaba autorizado para hablar de ese asunto y remitió a la oficina de Relaciones Públicas de la Policía.

Un debate sobre el papel de la Policía

El caso abrió un debate público sobre el papel y la credibilidad de la Policía Nacional. El 15 de julio pasado, la analista de seguridad Elvira Cuadra, el diputado Alberto Lacayo y el activista de derechos humanos Gonzalo Carrión participaron en el programa Esta Noche.

“Ha fallado cómo se planificó ese operativo, qué medidas  de seguridad se tomaron, cómo fue organizada la cadena de mando, qué alternativa: Plan A, Plan B, Plan C se iban a tomar en el caso en que ocurrieran imprevistos”, explica Cuadra, directora ejecutiva del Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Públicas (IEEPP).

Los oficiales investigados

La Fiscalía presentó la lista de los oficiales investigados por el caso de la masacre de las Jagüitas sin ofrecer mayores detalles de su trayectoria ni el papel que jugaron en el caso específico.

1. Capitán Zacarías Ignacio Salgado

2. Teniente Jairo Antonio Aguilar Hernández

3. Teniente Jonny Henry Palacios Jiménez

4. Teniente Oscar José Vargas Rugama

5. Teniente José Alejandro Fonseca Salmerón

6. Suboficial mayor Henry Antonio Cruz

8. Suboficial Agusto César Medrano

9. Suboficial Miguel Ángel Ramos Cortés

10. Suboficial Osman Ricardo García Hüeck

11. Suboficial Ernesto Alexander Urbina López

12. Suboficial Noel Antonio Altamirano

13. Suboficial Wilber José Chávez Salazar

14. Suboficial Harrison Oscar Ramírez Medina