Nación

Carcache se reincorpora a la Alianza Cívica desde el exilio

"Me pongo a la disposición como vocero de la Alianza Cívica con representación internacional", aseguró el líder estudiantil

El líder estudiantil Edwin Carcache aceptó la propuesta realizada por la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia (ACJD), para ser portavoz y enlace de organizaciones para denunciar la represión brutal del régimen y la grave situación de derechos humanos en Nicaragua. “Me pongo a la disposición como vocero de la Alianza con representación internacional”, aseguró el líder estudiantil.

Carcache envió una disculpa a “Nicaragua por si esto pudo haber sido visto como un show o una novela”. Expresó que nunca fue su intención provocar esta condición y que basó su decisión de retirarse de la representación del estudiantado en el Consejo Ejecutivo de la Alianza por “mis principios y valores, así como mi salud física y emocional”.

“Voy a desempeñarme como portavoz, enlace de organizaciones para denunciar la represión brutal del régimen y la grave situación de derechos humanos en Nicaragua. Necesitamos presionar desde donde estemos para lograr la completa libertad de los presos políticos”, aseguró Carcache.

Quien comunicó el ofrecimiento de la Alianza Cívica a Carcache fue el coordinador general de esta organización, Carlos Tünnermann, quien dijo a medios de comunicación que, tras una larga reunión entre los directivos de la Alianza, se había llegado a la conclusión de proponer esta idea al líder estudiantil, pero no como miembro del Consejo Ejecutivo, sino solo como representante.

“Hemos estado en conversación con el líder estudiantil a quien nosotros consideramos un líder valioso, valiente, que ha tenido gran actuación en la lucha por la democracia y las libertades en este país. Con él hemos explorado la posibilidad de que nos represente, a la Alianza Cívica, en el exterior”, expresó Tünnermann.

Hace una semana cuando Edwin Carcache hizo pública su renuncia, cuestionó la dirección interna de la Alianza Cívica y los pocos espacios que tienen los jóvenes dentro de la misma. “El trabajo en las comisiones, los recelos en algunos temas han evitado que sigamos teniendo confianza en el grupo”, planteó en la carta fechada este cuatro de febrero. “Lamentablemente no hemos podido manejarlos mediáticamente y la comunicación interna es cada vez más compleja. El exilio debe ser considerado”.

Sobre los cuestionamientos que hizo a la Alianza, Carcache dijo a CONFIDENCIAL que los mantenía y que iba a redoblarlos y “multiplicarlos por mil”. Agregó que desde el movimiento al que pertenece, presentó una serie de propuestas para trabajar.

El movimiento solicitó a la Alianza, según Carcache, que cese el uso de esta organización como espacio para fines individuales y privados, transparencia de intenciones, frenar la cooptación de las instancias de toma de decisiones, rendición de cuentas y trabajo colectivo en pro de un solo objetivo.

Insistió en que la creación de procesos de transparencia y rendición de cuentas deben impulsarse para que todos los sectores tengan el derecho y la oportunidad de ser verdaderos tomadores de decisión en igualdad de condiciones.

“Todo está pensado para lograr afinar el trabajo que la Alianza Cívica ha venido desarrollando desde el inicio de esta crisis sociopolítica. Se avecinan procesos que son fundamentales para el futuro de Nicaragua por lo que esperamos contar con una plataforma política con el nivel de organización como el que aquí pretendemos alcanzar”, finalizó.

Más en Nación

Send this to a friend