Confidencial » Política » Leer artículo

Marchas en León, Masaya, Juigalpa y Managua contra el fraude electoral

Aumentan protestas contra el CSE

Otra vez el Gobierno hace muestra de fuerza con gran despliegue policial, pero manifestaciones transcurrieron en calma

Alvaro Navarro | 29/7/2015
@NavarroNewsNic

Al menos 200 manifestantes del PLI, el MRS y organizaciones de la sociedad civil marcharon este miércoles hasta las cercanías de Metrocentro para protestar contra los fraudes electorales y pedir que se entreguen cédulas de identidad a todos los nicaragüeses.

Alternative content

"Hoy había movilización en Juigalpa, León, Masaya y Managua, y el próximo miércoles va a haber en otros lugares. Lo que estamos viendo es que esto (el clima de inconformidad contra el fraude) está encendiéndose, que la protesta del pueblo va en aumento y la organización de la movilización también", dijo la presidenta del Movimiento Renovador Sandinista, Ana Margarita Vijil.

Esta fue la marcha número 16 que se realiza contra el Consejo Supremo Electoral (CSE). La protesta se desarrolló sin mayores incidentes, aunque del lado del Consejo, la Policía Nacional desplegó aproximadamente a unos 200 efectivos antidisturbios. Seis patrullas y varios motorizados se apostaron en la zona. En los alrededores de Los Robles y Metrocentro la policía cerró las calles. "Es un despliegue excesivo, represivo y violatorio de nuestro derecho constitucional a la libre movilización por todo el territorio nicaragüense", declaró Jeffry Álvarez.

Luz Marina Blanco, una anciana de unos 65 años llegó desde Nagarote para protestar. En sus manos carga un retrato donde aparece ella junto al excandidato presidencial Fabio Gadea. "Este es el verdadero presidente. Daniel Ortega se robó las elecciones", gritaba la anciana. "Y vengo a marchar porque no tengo miedo, ni que me pongan a todos estos guardias (policías antidisturbios)", dijo Blanco.

Entre los manifestantes estaba un grupo de jóvenes del llamado Movimiento Democrático Nicaragüense que llegaron vistiendo camisetas blancas y con  una manta en la que se leía: "No tengan miedo... Jóvenes salgan a la calle". Los muchachos gritaban a todo pulmón frente a los escudos  de los antimotines que "Ortega y Somoza son la misma cosa".

El grupo de jóvenes también llevó incienso en un recipiente con brasas para esparcir el humo aromático en el grupo de policías, como cuando los sacerdotes purifican el altar. Los efectivos seguían inmóviles y con el rostro duro.

Queman banderas del FSLN

Otro grupo de los  marchistas quemó dos banderas rojinegras del FSLN, ante la mirada cautelosa y firme de los efectivos policiales, que por unos segundos se reagruparon, se acomodaron los escudos y las cachiporras, por si se hacía necesario actuar.

En breve, los más agitadores fueron aplacados por los organizadores de la marcha, entre ellos al diputado por el departamento de Madriz, Arnando Herrera, quien gritó a otro manifestante: "eso es vandalismo, yo ya estuve preso, a mí fue al que me cachimbearon (golpearon) y me quebraron las costillas. Eso que vos estás haciendo es vandalismo y provocación". El hombre que quemó la bandera sandinista se apartó sin mayor resistencia.

Entre las consignas y gritos de los manifestantes también se repetía hasta el cansancio el reclamo de justicia por las víctimas de la masacre de Las Jagüitas. "Ningún error, ni ninguna imprudencia. Pedimos Justicia", gritaba desde los parlantes, la diputada suplente Marcia Sovalbarro.

"Además del grupo del MRS que estamos aquí protestando por cambios en el CSE también hoy otro grupo que está protestando frente a los juzgados en solidaridad con Yelka Ramírez, por su tragedia. Aquí hay un grupo de madres que se organizó y está protestando allá. Nuestra solidaridad y nuestro apoyo",  dijo la presidenta del MRS.

La marcha concluyó cerca de las 11 y treinta de la mañana sin ningún incidente. Los marchistas salieron empujando el camión del sonido y luego se dirigieron por la carretera a Masaya, caminaron hasta el monumento de Alexis Argüello y giraron a la izquierda para terminar en la gasolinera frente a Monte de los Olivos.

Cuando pasaron frente al Ministerio Público, gritaron "queremos un sistema de justicia transparente y no partidizado. La Fiscalía debe representar a las víctimas y no actuar en contubernio con la policía según lo que les dicta (Daniel) Ortega", gritó un manifestante desde los parlantes.

En la misma zona, uno de los marchistas hizo pintas de "Ortega corrupto" en una de las estructuras metálicas, bautizadas por la vocera gubernamental Rosario Murillo, como "Árboles de la vida".

Más en: Política

Otros artículos del mismo autor