Nación

“Audiencias demandan mayor calidad en la información”

Gioconda Belli: las redes sociales son “fantásticas”, pero no sustituyen “al periodismo con garra”, que investiga

¿A quién sirven los medios de comunicación en Nicaragua? Esa fue la interrogante que la Fundación Violeta Barrios de Chamorro y el Pen Internacional arrojaron este 1 de marzo, cuando Nicaragua celebra el día nacional del periodista. Durante un debate celebrado en el auditorio Pablo Antonio Cuadra, de la liberaría Hispamer, en Managua, los periodistas Alfonso Malespín, Carlos Salinas Maldonado, Miguel Mora, la bloguera Mildred Largaespada y la escritora Gioconda Belli expusieron sus puntos de vistas sobre el quehacer del periodismo y su relación con las audiencias.

El especialista en medios de comunicación, Alfonso Malespín, contextualizó sobre la relación entre los medios y la sociedad. Citó una encuesta de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro, que sostiene que a la audiencia no le interesa la noticias políticas, pero demanda mayor calidad de información.

Malespín reveló que apenas 30% de los encuestados leen los periódicos nacionales, y que el 27% los consume por internet. La mayoría de los consultados prefieren leer sobre empleo y la economía doméstica. La muestra de encuestados responde a una población joven, mujer y urbana. “Los medios deben darse cambios en su agenda, en su lenguaje, porque los medios masivos son impersonales”, señaló Malespín. Aunque agregó que “los medios tienen que desarrollar metodologías para saber lo que la gente de verdad quiere ver”.

El sociólogo Cirilo Otero, quien asistió al conversatorio, tuvo que disentir con Malespín. No es que la gente no quiera leer de política —acotó— no quiere leer de la política personalizada. “Si le decís que el dinero de la administración pública es destinada para la administración de magistrados, a la gente le interesa”, dijo.

El director de Canal 15, mejor conocido como 100% Noticias, Miguel Mora, disertó acerca de los medios de comunicación y su línea editorial. Mora planteó que ningún medio de comunicación está exento de caer en los enfoques que los dueños y directores de medios proponen, al “ser humanos con prejuicios”. El periodista hilvanó toda su intervención con llamamientos a editoriales del Héroe Nacional y Mártir de las Libertades Públicas, Pedro Joaquín Chamorro. Aunque dejó claro que en Nicaragua existe “libertad de expresión y prensa” porque él puede decir lo que desea, y descartó que exista censura previa. “Yo considero que hay libertad de expresión porque digo lo que pienso sin temor”, precisó.

La escritora Gioconda Belli puso una pregunta a discusión: ¿Cómo se puede valorar a un presidente —dijo en referencia al comandante Daniel Ortega— que nunca ha dado una conferencia de prensa si se supone que hablamos de libertad de expresión y prensa?

De acuerdo al juicio de Mora, prevaleció que el hecho que Ortega no responda las preguntas de periodistas no significa que no exista libertad de prensa.

Periodismo de investigación

El editor de Confidencial, Carlos Salinas Maldonado, abordó cómo la autocensura afecta el desarrollo de las investigaciones en los medios de comunicación. Salinas no quiso separar sus planteamientos del contexto nacional: un duopolio televisivo entre el empresario mexicano Ángel González, y la familia presidencial Ortega-Murillo.

Redes sociales y retroalimentación

Mildred Largaespada puso otro tema a discusión: ¿cómo los periodistas aprovechan las redes sociales en su vida diaria? Los panelistas coincidieron en que los mensajes que los seguidores envían a sus cuentas permiten una retroalimentación con la audiencia jamás pensada en los años previos al internet.

Las redes sociales sirven para informar a los periodistas sobre sucesos naturales, principalmente, y para recabar información en esa audiencia al alcance de un click.

Belli dijo que las redes sociales son “fantásticas”, pero no sustituyen “al periodismo con garra”, que investiga; a los periodistas profesionales que producen reportajes de calidad. “Con la redes sociales ganamos velocidad en la información pero perdemos la capacidad de pensar con profundidad”, afirmó.

Más en Nación

Share via
Send this to a friend