Nación

CIDH y Oacnudh: “Víctimas de la masacre del 30 de mayo merecen justicia”

Monseñor Silvio Báez respalda reclamo de verdad para madres "que han perdido a sus hijos a causa de la irracional represión" del régimen Ortega-Murillo

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) y la Oficina de la Alta Comisionada de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Oacnudh)  expresaron su solidaridad con las Madres de Abril que conmemoraron dos años de la masacre ocurrida el 30 de mayo de 2018 y las instaron a seguir buscando “verdad y justicia” por la brutal represión del Gobierno de Daniel Ortega.

Este sábado se cumplieron dos años, que la dictadura ordenó un ataque armado contra una marcha pacífica multitudinaria realizada en Managua el Día de las Madres en Nicaragua, que tenía como objetivo exigir justicia por las muertas ocurridas hasta ese momento, por la represión contra las protestas civiles iniciadas el 18 de abril de 2018.

Este fue “uno de los días con más víctimas fatales en las protestas de 2018”, señaló la Oacnudh en su cuenta de Twitter, pues ese mismo día asesinaron a al menos 19 nicaragüenses.

“Las y los nicaragüenses tienen derecho a la verdad, justicia, reparación y garantías de no repetición”, apuntó Naciones Unidas.

Asimismo, insistió en que “es necesario un proceso inclusivo de diálogo para abordar las demandas de la gente y trazar el camino a seguir”.

Compromiso con la justicia

A dos años de la masacre de la denominada “Madre de todas las marchas”, la CIDH reafirmó su compromiso en la búsqueda de “verdad, la justicia, la reparación y no repetición”.

El presidente de la CIDH, Joel Hernández; el secretario ejecutivo, Paulo Abrão; y la vicepresidenta y relatora para Nicaragua, Antonia Urrejola, enviaron mensajes en videos a las madres y familiares de las víctimas recordando esa fecha “fatídica” cuando policías y paramilitares atacaron la masiva marcha.

Hernández recordó que el ataque a la macha cobró la vida de 19 personas “por el solo hecho de salir a la calle a ejercer su derecho a la libre expresión”.

“Hoy en memoria de las 19 víctimas fatales de la marcha del día de las madres la Comisión Interamericana desea reafirmar su mandato y su compromiso con la sociedad nicaragüenses para lograr la verdad, la justicia, la reparación y no repetición de las violaciones a los derechos humanos ocurridas a lo largo de estos dos años”, dijo Hernández.

El secretario ejecutivo de la CIDH, Paulo Abrão, expresó que la marcha fue considerada “histórica en términos de su masividad” y destacó que gracias a la denuncia “esas víctimas no están y ni estarán olvidadas”.

“Nada de este trabajo hubiese sido posible sin la labor comprometida de quienes en Nicaragua registran, reportan, sistematizan y aportan a un trabajo de protección y promoción. Quiero darles las gracias. Muchas gracias a ustedes. Y hoy que nosotros recordamos el Día de las Madres, los tristes hechos de la marcha de 2018, quiero reafirmar nuestro compromiso de acompañar a la sociedad civil nicaragüense y especialmente a quienes pese a su pérdida siguen luchando incansablemente por la justicia”, manifestó Abrão.

Abrão insistió que la CIDH sigue trabajando exhaustivamente por la situación de Nicaragua, pese haber sido expulsado del país desde noviembre de 2018″.

Fundamental la denuncia

Por su parte, la comisionada Antonia Urrejola, relatora especial para Nicaragua de la CIDH recordó que los procesos de documentación para contribuir a los procesos de verdad y justicia son “fundamentales”.

Afirmó que la sociedad civil nicaragüense juega un rol importante, particulamente, en “tiempos que se pretende imponer la impunidad y acallar las voces disidentes”.

“Abrazo a todas esas madres que a pesar de su dolor desgarrador no han cesado, un solo día, en su lucha y clamor por la justicia, la verdad, la memoria y la reparación, a todas ellas, a sus familias, y también a sus hijos e hijas les quiero decir que la Comisión Interamericana va a seguir acompañándolas en su clamor contra la impunidad”, apuntó Urrejola.

Herido
A las 5:15 de la tarde comenzó el ataque desde el Estadio Nacional hacia la Avenida Universitaria. Confidencial | Wilfredo Miranda

Monseñor Báez: “Irracional represión” del régimen

El obispo auxiliar de Managua, Silvio Báez, quien se encuentra en exilio forzado, afirmó durante una homilía dedicada a las madres nicaragüenses que las tiene en su memoria tras haber perdido a sus hijos “a causa de la irracional represión desatada desde abril de 2018”.

“Estas madres siguen llorando y clamando justicia. El 30 de mayo, Nicaragua se tiñó de sangre cuando las fuerzas tenebrosas y criminales de quienes ejercen el poder en nuestro país atacaron la gigantesca marcha que se realizó en Managua”, explicó.

Báez agregó que en la masiva manifestación también fueron agredidas muchas madres de jóvenes asesinados, ancianos y niños.

Llama a quedarse en casa

“No podemos olvidar tampoco a las madres nicaragüenses que siguen suplicando con lágrimas en sus ojos por la liberación de sus hijos que han sido encarcelados injustamente. Todos sabemos que no solo están privados de su libertad injustamente, sino que sufren maltratos y en este momento se encuentran en una situación de vulnerabilidad extrema frente a la pandemia de covid-19”, dijo.

Durante la misa, oficiada en Miami, Báez lamentó que este año se celebre el Día de la Madre “en un ambiente de tristeza, de incertidumbre y hasta de temor” porque la pandemia de covid-19 que afecta al mundo, en Nicaragua se ha visto “agravada por una falta de políticas de protección frente al virus de parte de quienes están en el poder, quienes además siguen exponiendo a la gente al contagio y manejan la crisis con el secretismo y la mentira”.

“Queridas mamás, nicaragüenses. Ustedes y sus familias, cuídense mucho. Hagan que en sus familias se observen las reglas de higiene y de protección que ya todos conocemos”, aconsejó y los instó a que “si pueden, por favor no salgan de casa”.

Más en Nación

Share via
Send this to a friend