Economía

Cámara empresarial presenta su “Agenda 2020”

Cosep: “Abrirse a un diálogo político”

Gremio enlista “51 acciones” para mejorar la competidad empresarial, cuyo cumplimiento depende de la voluntad política del gobierno



El Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), presentó su hoja de ruta, en donde enlista 51 acciones que el país debe emprender para resolver los principales problemas que afectan la competitividad de las empresas.

Al presentar los cinco ‘ejes estratégicos’ concebidos para mejorar el entorno de los negocios en el país, José Adán Aguerri, presidente de esa organización gremial, dijo que el documento, denominado ‘Agenda 2020’, contiene los elementos en los que el país debe concentrarse de cara al diálogo económico “que ya está en marcha y ya tiene resultados”.

“Pero el país necesita abrirse en el 2017 a un diálogo político que incluya varios temas como los electorales, por ejemplo, y un diálogo educativo, que es importante para el futuro de la sostenibilidad del crecimiento, y del desarrollo económico y social del país”, añadió.

Dada su política de que el Cosep ni se deja sustituir, ni sustituye a nadie, desde ese grupo gremial se trata de impulsar un diálogo en el que la clase política aborde y busque soluciones civilizadas a los principales problemas del país. Lo mismo en lo que se refiere a los temas educativos.

Pero al concentrarse en lo suyo –los temas económicos- la Agenda Cosep 2020, que surge de los resultados de la Encuesta de Empresas Sostenibles Nicaragua 2015, agrupó los grandes temas en cinco líneas de acción, como son Financiamiento; Infraestructura y Servicios; Gestión Pública y Facilitación; Sistema Educativo y Capital Humano, además de Innovación en la Gestión Empresarial.

“Son 51 acciones en las cuales 12 tenemos que impulsarlas desde el sector privado, seis le corresponden al gobierno, y las otras 33 son acciones público – privadas, y con la academia”, dijo Aguerri, mostrando que casi el 80% de todos los temas dependen de que exista voluntad política en el gobierno.

Mayor crecimiento

“Queremos que de aquí al 2020, las 51 líneas de acción se trabajen y tengan resultados concretos”, dijo Aguerri, añadiendo que “algunas de ellas ya están parcialmente trabajadas, como la Ley APP, que lleva 50% de cumplimiento porque ya fue aprobada, y ahora solo falta su reglamento, que vamos a abordar para que comiencen a llegar los proyectos público privados al país”.

Otro que ya está en marcha es “el esfuerzo de facilitación que vamos a presentar a finales de año. Todos los acuerdos que se están dando son parte del proceso. Ahora estamos creando un equipo de trabajo para darle sostenibilidad y seguimiento a los acuerdos”, añadió.

Entre los que aún son materia pendiente, el líder gremial dijo que en el eje ‘financiamiento’ “necesitamos empujar un esfuerzo que realmente proyecte el tema de la educación financiera entre el sector empresarial”, en referencia a medidas como “desarrollar la ampliación de fondos de garantía”, o “modernizar y actualizar leyes y normativas que impulsen el mercado de capitales”.

También explicó que “en el caso de infraestructura y servicios, estamos hablando de muchas medidas, empezando por el puerto en el Atlántico”, insistiendo en la necesidad de reglamentar la Ley de Asociación Público Privada. Otros temas son el nuevo pliego tarifario, o la promoción de San Juan del Sur y Tola como una zona especial turística.

La intención es que “el país crezca de forma sostenida, a una tasa mayor que hasta ahora”, dijo Aguerri, declaración que César Zamora, presidente de la Cámara de Energía de Nicaragua (CEN) amplía diciendo que “si se cumple al menos el 50% de lo que está en la Agenda, el país no parará de crecer al menos 6% a 7% durante los próximos diez años”.

Tres años para cumplir

Aunque el Cosep no renuncia al tema de la institucionalidad (José Adán Aguerri dijo que seguirán impulsando el decálogo de temas político-institucionales que presentó el ocho de septiembre pasado, durante la celebración del Día Nacional del Empresario) los tres años siguientes servirán para tratar de cumplir la mayor parte de las 51 tareas enlistadas en la Agenda 2020.

En el tema de Financiamiento, se considera ‘crear un programa de educación financiera y su aplicación práctica en las empresas’, ‘desarrollar herramientas de autoevaluación financiera y crediticia para las pymes’, ‘gestionar la creación de fondos de garantía’, y lograr que se aprueben y reglamenten la Ley de Arrendamiento Financiero, la de Garantías Mobiliarias, y la de Garantías Recíprocas para las mipyme.

En Infraestructura y Servicios, lograr que se reglamente e implemente la Ley APP, fomentar la eficiencia energética en las empresas, revisar la tarifa eléctrica y el pliego tarifario, mejorar la eficiencia en generación y distribución de electricidad, construir un puerto en el Caribe, mejorar los puestos fronterizos, hacer un inventario de necesidades de transporte terrestre y acuático, y ampliar la cobertura de servicios de banda ancha.

La primera actividad del eje ‘Gestión Pública y Facilitación’, es que se apruebe el nuevo Código de Comercio, y una nueva Ley de Aduanas; garantizar la seguridad jurídica y el respeto a los derechos de propiedad; hacer que sea más fácil mover mercadería a través del istmo, homologar las leyes municipales en materia de permisos, licencia y cobros; mejorar los procedimientos de valuación de propiedades, y avanzar en el desarrollo del e-gobierno.

En el acápite ‘Sistema Educativo y Capital Humano’, que señala como propósito lograr que la sociedad valore la formación técnica y docente, se promueve que el sector privado tenga mayor incidencia en el Inatec; lograr que las carreras universitarias y la educación técnica estén en línea con las necesidades de las empresas, y crear un sistema de pasantías, entre otros.

Finalmente, en ‘Innovación en la Gestión Empresarial’, se propone impulsar la ganadería, la agroindustria y la caficultura. Desarrollar cadenas de valor, especialmente en cultivos como frijol, sorgo y cacao. Impulsar el emprendimiento, así como la ciencia, tecnología e innovación; crear un ‘banco de mentores’ en el que 100 empresarios asesoren gratuitamente a empresas en crecimiento, y apostar por la investigación vinculada al sector privado.