Emergencia Coronavirus

Doctor Carlos Quant afirma: razón para despedirlo “es completamente falsa”

Infectólogo fue escoltado hasta salida del Hospital Roberto Calderón; Comité Científico lamenta despido en pleno ascenso de curva epidemiológica

Un abogado del Sistema Local de Atención Integral en Salud (Silais-Managua) intentó coaccionar al infectólogo Carlos Quant para que firmara su carta de despido, en la que se le acusa de abandono laboral en el Hospital Roberto Calderón. El médico se negó porque “eso es completamente falso”, dijo. Ante la negativa del doctor, el jurista redactó un acta que deja constancia que se negó a firmar y luego lo acompañó hasta el portón de salida del hospital.

El  abogado “me estuvo presionando para que firmara, sacara mis cosas, que estaba despedido y tenía que abandonar las instalaciones”, explicó Quant. “No hubo agresión física, lo único fue la coacción y que me estuvo conminando -no sé si con el ánimo de hacerme exaltar- hasta que me obligaron a salir”, continuó el médico.

El doctor Quant es un reconocido infectólogo nicaragüense, que en los últimos meses ha evaluado con vehemencia la actitud del Ministerio de Salud (Minsa) que ha minimizado la pandemia de la covid-19. Su despido no lo sorprendió, asegura, pero reclama que las causas por las que lo echaron “fueron inventadas”.

Lee los artículos escritos por el doctor Carlos Quant:

“Usted no se presenta a su puesto de trabajo desde el 22 al 29 de mayo del 2020 inclusive, abandonando el trabajo, incurriendo con ello, en falta muy grave, que ocasionó perjuicio a los ciudadanos y a este hospital”, dice la carta de despido redactada por la responsable de Recursos Humanos , Alicia Martínez.

Esa acusación “es mentira. Yo llegué como de costumbre a trabajar “, insiste el médico.

Despiden al infectólogo Carlos Quant después de 20 años laborando para el Ministerio de Salud. CONFIDENCIAL

El despido del doctor Carlos Quant era “predecible”

Antes de ser despedido, el doctor Quant asegura que fue víctima de “una campaña de desprestigio en una radio del Gobierno”, en donde lo señalaron de brindar un mal servicio a los pacientes con el Virus de Inmunodeficiencia Humana (VIH). Esos señalamientos son “mentira”, porque por una decisión del Minsa “yo ya estaba totalmente desvinculado de la Clínica de VIH, aunque soy uno de los fundadores junto con el doctor Guillermo Porras”, dijo.

Los señalamientos en contra del doctor Quant fueron secundados por el colectivo de comunidades diversas de Nicaragua, quienes el pasado 25 de mayo enviaron una queja a la ministra de Salud, Martha Reyes, acusándolo de discriminar a personas transgénero y homosexuales, portadoras de VIH, que realizan terapia antirretroviral en el Hospital Manolo Morales.

Sin embargo, el doctor Quant está convencido de que su despido se debe a las declaraciones que ha brindado sobre la pandemia de covid-19 en el país. “Es una especie de represalia” por parte de las autoridades del Minsa. “Lo que pasa es que no encontraron un motivo en la carta que enviaron estas personas. También me di cuenta que anduvieron investigando mi manejo de los medicamentos, el trato a los pacientes y no encontraron ninguna razón; entonces tomaron la decisión de aplicarme una cosa absurda porque todo el mundo es testigo de que yo llego a trabajar todos los días”, dijo.

Despedida de “segunda casa”

Por la noche, desde su perfil de Facebook, el doctor Carlos Quant publicó que se despide “con mucha tristeza” del Hospital Escuela “Dr. Roberto Calderón Gutiérrez”, que llama su “segunda casa”, donde aprendió “de grandes médicos y maestros a sentir pasión por la medicina y a brindar -con dedicación y empeño- mi mejor esfuerzo a la atención de los pacientes, con respeto y estima”.

Agradeció también a sus colegas, personal de enfermería y apoyo, residentes y estudiantes “por todos estos años de aprendizaje y crecimiento profesional”.

“A pesar de las carencias y limitaciones técnicas con las que nos enfrentamos a diario, puedo decir con orgullo, que hemos cumplido con el deber de aliviar el sufrimiento y proteger la calidad de vida de los pacientes”, reflexionó.

Además, agradeció a sus pacientes “por su cariño y la confianza depositada en mis cuidados”.

“Sólo me queda comprometerme a continuar ejerciendo mi profesión –desde el lugar en que me encuentre– con el mismo empeño y dedicación, basado en los principios éticos profesionales que me han caracterizado”, concluyó.

 

Comité Científico: Su salida perjudica a la población

El Comité Científico Multidisciplinario, creado en el contexto de la pandemia de covid-19, rechazó el despido del doctor Quant y advirtió que este hecho es “contradictorio” a la realidad que vive el país. La curva epidemiológica de la covid-19 ha comenzado a subir y “en este momento Nicaragua necesita hacer uso de todos los recursos capacitados” y no alejarlos de los centros de atención.

La cancelación del contrato del doctor Quant “perjudica altamente a las y los pacientes” que acuden al hospital Manolo Morales, así como “al personal sanitario que se beneficia de sus conocimientos”, dice un comunicado del Comité Científico.

En la actual epidemia de covid-19, donde “se están requiriendo más recursos humanos en Salud de la calidad y compromiso del doctor Quant, este tipo de acciones son contradictorias frente a la realidad y necesidad de nuestra población”, continúa el escrito.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend