Nación

Su padre y su abogado denuncian comportamiento inusual tras encierro en El Chopo

Edwin Carcache golpeado en estómago, cabeza y manos

Carcache

“Yo conozco a mi hijo. Le pregunté qué quiso decir cuando dijo 'capitán, capitán'. Pero su mirada se quedó perdida”, denuncia padre de Edwin Carcache



Edwin Carcache lucía desorientado. Durante la audiencia preliminar realizada a puertas cerradas el martes once de septiembre en los juzgados de Managua, su mirada estuvo perdida. Lo poco que dijo, encendió las alarmas en su abogado y sus familiares. “Capitán. Capitán. Capitán. ¿Y el capitán? ¿Puedo hablar con el capitán?”, preguntó Carcache. Nadie le respondió. Luego guardó silencio.

“Yo conozco a mi hijo. Yo le pregunté qué quiso decir cuando dijo capitán, capitán. Pero en ese momento su mirada se quedó perdida. Luego se enfocó y preguntó por su hija, por su hermano. Después me pidió que dijera al pueblo nicaragüense que continuaran con la lucha y que trabajáramos en conjunto para las futuras marchas”, afirmó Edwin Carcache Bello, su padre.

https://twitter.com/Maynorsalaz/status/1040026023084085248

Carcache Bello lamentó la detención y enjuiciamiento de su hijo. Afirmó que este tiene infecciones en la espalda y los pies. Y que su vástago no fue el mismo de siempre. “No pude notar más porque solo me enfoque en besarlo y abrazarlo. Estando preso Edwin está pidiendo que luchemos por los presos y que oremos por él y los demás reos políticos. Y que en las próximas marchas toda la gente procure andar con un gorrito como el que él andaba en las movilizaciones”, dijo.

El líder del Movimiento Estudiantil 19 de Abril, fue acusado por la Fiscalía por haber cometido terrorismo, robo agravado, facilitación de evasión y entorpecimiento de servicios públicos. También fue señalado de ser el organizador del levantamiento de tranques en Tipitapa, Managua y Ticuantepe.

Las confesiones de Carcache

Al momento de su captura, el pasado jueves seis de septiembre, al líder estudiantil le encontraron tres agendas que contenían información sobre reuniones, convocatorias y discursos. También le ocuparon un libro de derecho y deberes de los privados de libertad en Nicaragua. “No sé de qué manera va a usarlo esto el Ministerio Público para acreditar delitos de terrorismo, portación de armas, y otros más, que son los que le señalan”, afirmó Julio Montenegro, abogado de la Comisión Permanente de Derechos Humanos (CPDH).

De acuerdo a Montenegro, de los cinco detenidos que estuvieron en la audiencia inicial, Carcache fue el que estuvo más impactado y el único que lloró cinco veces en el tiempo que estuvieron en los juzgados.

“Edwin nos dijo que ha recibido golpes en el estómago, la cabeza y la mano. Por la forma en cómo lo lastimaron, entendemos que quienes hicieron estas agresiones son personas que saben hacer bien su trabajo. Nos confesó que todo este tiempo ha permanecido en boxer y que lo han sacado en ese estado 26 veces a interrogarlo”, afirmó Montenegro.

El abogado insistió en el estado emocional inusual de Carcache. Manifestó que también le han hecho “careos” con Christian Josué Mendoza Fernández, alias “El Viper”, y otros detenidos que han llevado a las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ), solo por este motivo.

“Nos dijo que ha tenido oportunidad de ver al menos a 60 personas detenidas. Algunos tienen diez o veinte días de estar detenidos. Entre ellos están Wilber Prado, Carlos Silva, José Carvajal, un joven identificado como Heyner, y otro de apellido Salablanca Escobar. Edwin mencionó que hiciéramos públicos los nombres de estos ciudadanos, pues sus familiares no saben nada de ellos”, continuó.

Montenegro no afirmó ni descartó si Carcache estaba bajo el efecto de alguna droga. Sin embargo, debido al “estado emocional”, solicitó que se girara un oficio a Medicina Legal para determinar cómo está de salud y si fue objeto de alguna tortura física o sicológica.

Irregularidades en el proceso judicial

El abogado de la CPDH, Julio Montenegro, explicó que el líder estudiantil al estar detenido por más de siete días sin ser presentado ante el juez, no debía continuar preso. Sin embargo, al momento en que hizo el cuestionamiento a la autoridad judicial, el Ministerio Público salió al paso y alegó que esto no era parte del procedimiento que le correspondía al juez.

“Pero todo acto irregular el juez está obligado a declararlo de esa manera, irregular, nulo”, destacó Montenegro.

Durante los siete días que Edwin estuvo detenido, Montenegro señaló que el Tribunal de Apelaciones nombró a dos jueces ejecutores de los recursos de exhibición personal, uno que está radicando desde hace tres meses fuera del país, y el otro, un procurador auxiliar de la Procuraduría General de la República, que no podía ejercer ese cargo, debido a que estaría alegando ante su empleador, en este caso el Estado.

https://twitter.com/CPDHNicaragua/status/1039909825696747520

“En ese tiempo no hubo oportunidad de que sus padres tuvieran en sus manos el mandamiento para que algún abogado pudiera ir a intimar a la autoridad policial, en este caso la DAJ, y que de esta manera ese juez, con capacidades que la ley le otorga, ordenara la libertad del líder estudiantil”, explicó el abogado.

Marcos Carmona, director de la CPDH, se solidarizó con los presos políticos y sus familiares. Afirmó que tienen el apoyo de este organismo de derechos humanos y que pondrán su mejor esfuerzo para seguir documentando la violación a su integridad.

“En un país que se respetan las leyes, la constitución, que se respetan los tratados internacionales, todas las personas que están detenidas deberían estar libres. Lamentablemente en Nicaragua no hay estado de derecho. En Nicaragua las diferentes instituciones confabulan en contra de los ciudadanos por el hecho de protestar. Lamentamos cómo este Gobierno y su Policía sigue masacrando a nuestro pueblo. La Fiscalía sigue abriendo procesos injustos y el Poder Judicial se presta también al juego. De tal manera que estamos ante un triángulo perverso”, finalizó Carmona.

La audiencia inicial del juicio de Edwin Carcache será el cinco de octubre a las nueve de la mañana.