Nación

"Yo soy uno más de los autoconvocados, y de poco les va a servir lo que hagan contra mí"

Félix Maradiaga: quieren “desmoralizar” e “inmovilizar” la protesta cívica

Félix Maradiaga

“Volveré a seguir mi tarea, hasta que logremos salir de esta dictadura”, afirma director del IEEPP, acusado de dirigir una red terrorista



Washington, Estados Unidos- Félix Maradiaga regresará a Nicaragua. El director del Instituto de Estudios Estratégicos y Políticas Públicas (Ieepp) aseguró en la ciudad de Washington, donde conoció la noticia de que la Policía Nacional lo señala de dirigir una red delincuencial y terrorista en el país, que “volverá” en los próximos días “para seguir mi tarea constante, hasta que logremos salir de esta dictadura”.

Maradiaga participa en una serie de actividades en el marco de la 48 Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA), y aseguró que la intención del régimen Ortega-Murillo de señalarlo tiene varios propósitos.

“El primero es desmoralizar a las personas que han salido cívicamente a las calles. Manchar el movimiento con una vinculación totalmente descabellada: El crimen organizado”, afirmó el politólogo. “El otro es inmovilizar a las personas que hemos tenido algún tipo de participación en la protesta. Lo que no saben es que este movimiento no tiene un liderazgo jerárquico. Yo soy uno más de los autoconvocados que han salido, y de poco les va a servir lo que hagan contra mí, porque hay miles y miles de voces nicaragüenses que le están diciendo a Daniel Ortega y Rosario Murillo que ya basta de muerte”, agregó.

La Policía Nacional señaló a Maradiaga de dirigir una extraña estructura delictiva conformada por pandilleros y que, supuestamente, es financiada por el narcotráfico. Las autoridades del régimen formularon varios delitos contra el director del Ieepp, terrorismo, narcotráfico crimen organizado y asesinatos.

“Es una acusación tan ridícula, desprendida de la realidad que sería motivo de risa, de bromas sino fuera porque estamos frente a un régimen asesino que lleva más de 130 de muertos en menos de 50 días”, aseguró Maradiaga, en referencia a la masacre de abril, cuya estela violenta se ha extendido durante mayo y lo que va de junio.

Maradiaga dijo no estar sorprendido por esta “persecución política”. Según él, desde que critica al Gobierno de Ortega ha vivido este asedio, pero se ha agravado desde el 18 de abril, cuando fue desatada la violencia desenfrenada contra los universitarios y la sociedad que participa en la rebelión cívica.

“Los que teníamos voces críticas somos víctimas de acoso, de persecución… me ha tocado la desafortunada realidad de escapar de intentos de asesinatos. Otras personas en Nicaragua no han tenido tanta suerte”, aseguró Maradiaga.

Maradiaga criticó los órganos de justicia en Nicaragua. A su juicio están viciados. “No tenemos ningún tribunal que valga la pena”, precisó. “Pero el único tribunal que voy a responder es al de la conciencia ciudadana. Yo tengo una misión por acá, en Estados Unidos, por algunos días. La termino dentro de poco días y una vez que eso finalice regreso a Nicaragua a seguir mi tarea constante, hasta que logremos salir de esta dictadura”, insistió el politólogo.

Maradiaga expresó haber “meditado mucho” con su familia después de conocer las acusaciones. Pero afirmó tener “la conciencia tranquila” por lo que va a regresar a Nicaragua aunque eso signifique ser apresado.

“Estoy claro a lo que me voy a enfrentar. Desde el primer momento que he acusado a Daniel Ortega y Rosario Murillo de asesinos y destructores de esta nación, no soy el primero que lo dice. Claramente que la lucha es cívica y no violenta. Y eso va a corresponder que me encarcelen, pues tendremos que enfrentarlo”, dijo Maradiaga. “Quiero pedirle a la gente que no perdamos la paciencia pensando que la lucha no violenta no funciona. Cuando, en efecto, los pueblos son acosados de esta manera es natural que la gente deje de tener fe. Pero la no violencia es la salida”, alentó.

Mientras tanto, la junta directiva del IEEPP, en Managua, rechazó de forma tajante los señalamientos en contra de Maradiaga, asegurando que se tratan de acusaciones infundadas y arbitrarias. La organización en pleno manifestó su apoyo a su director ejecutivo y aseguró que seguirán trabajando en sesión permanente.

Organizaciones de la sociedad civil también condenaron la “persecución política” del Gobierno en contra líderes de opinión pública”, como el director del IEEPP, Félix Maradiaga y el director de Radio Darío, de León, Aníbal Toruño, y afirmaron que se trata de un intento dictatorial por criminalizar el derecho a la protesta cívica y la libertad de movilización.