Reporte ciudadano

Llaman al mundo a solidarizarse con Carlos Fernando Chamorro y su equipo de trabajo

FNPI condena ataque y robo a Confidencial

Piden al régimen de Daniel Ortega devolver las instalaciones y los equipos de trabajo confiscados



Los miembros de la Junta Directiva y del Consejo Rector de la Fundación Gabriel García Márquez  para el Nuevo Periodismo Iberoamericano (FNPI) condenaron “enérgicamente los actos vandálicos e intimidatorios” del régimen de Daniel Ortega  contra el ejercicio del periodismo libre e independiente en Nicaragua con el “hurto y robo de equipos periodísticos y la confiscación del local” donde operan las redacciones del medio digital Confidencial, la Revista Niú, y los programas de televisión Esta Semana y Esta Noche, así como la agresión física en contra del director de estos medios, Carlos Fernando Chamorro, “su esposa Desirée Elizondo y miembros de sus equipos periodísticos —civiles desarmados todos— por miembros de la fuerza antimotines de la Policía Nacional de Nicaragua”.

“Hacemos un llamado a los periodistas, defensores de derechos humanos y organizaciones de la sociedad civil e intergubernamentales del mundo a solidarizarse con Carlos Fernando Chamorro, uno de los periodistas más destacados del continente americano, con una larga e intachable carrera de ejercicio de periodismo independiente, ético, valiente, comprometido con el servicio público y animado por altos ideales patrióticos y democráticos”, indica el pronunciamiento.

La FNPI destaca que Chamorro forma parte del Consejo Rector de dicha fundación y resalta que “a sus logros de líder y trabajador periodístico se le suma la dignidad de una noble tradición en el oficio heredada de su padre, el periodista Pedro Joaquín Chamorro, asesinado por la dictadura somocista justo hace 40 años”.

“Consideramos que estos actos coercitivos son abiertamente contrarios al comportamiento de un gobierno democrático e instamos al presidente Daniel Ortega y su esposa y vicepresidenta Rosario Murillo a rectificar estas acciones de manera inmediata. Las medidas de rectificación deberían incluir una condena publica de las acciones policiales realizadas hasta la fecha, la devolución de las instalaciones donde operan estos medios, la reintegración de los bienes incautados, la compensación monetaria adecuada por los bienes extraviados, perdidos o dañados, la amonestación correspondiente a los miembros de la Policía que participaron en las acciones y ataques, y una disculpa publica por parte de las autoridades a Carlos Fernando Chamorro y a su equipo, por los ataques, vejámenes e intimidaciones que hayan sufrido hasta la fecha”, exigen.

El pronunciamiento indica que “por el bien de Nicaragua y el de toda la comunidad democrática de las Américas, demandamos con urgencia estas acciones por parte del gobierno de Nicaragua, con el convencimiento de que la prensa libre es el garante máximo de la libertad de expresión, un derecho esencial e irrevocable para el bienestar de todos nuestros países”.

Hasta el momento las instalaciones permanecen tomadas por miembros de la Policía Nacional y el Gobierno no ha brindado ninguna explicación sobre el robo de equipos y la confiscación de la propiedad.

Pueden ver el comunicado íntegro aquí