Economía

Nicaragua ha perdido más de 200 mil empleos formales desde inicio de crisis de 2018

En 33 meses de crisis sociopolítica el INSS registran 225 461 asegurados menos, según cifras del Banco Central

Nicaragua ha perdido 217 930 empleos formales y viene arrastrando dos años consecutivos de contracción económica desde el 2018, año en el que se originó la rebelión cívica contra el régimen de Daniel Ortega, según un informe divulgado este sábado por el Banco Central de Nicaragua (BCN).

Hasta agosto pasado, Nicaragua cerró con 695 867 trabajadores afiliados al Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS), cifra que representa un 3.7 % menos que el año anterior que registró 722, 606, según el BCN.

A diciembre de 2017, los trabajadores afiliados al INSS sumaban 913 797. Es decir, 217 930 más a lo registrado hasta agosto pasado.

Los 695 867 trabajadores afiliados al INSS hasta agosto representan un 21.7% de la Población Económicamente Activa (PEA) y un 10.9% de la población total del país, estimada en 6.4 millones de habitantes, según datos oficiales.

Esa cantidad de asegurados es también inferior a los 921 328 trabajadores inscritos en INSS hasta noviembre de 2017, cuando Nicaragua registró su pico más alto.

Desde entonces, en ese período de 33 meses, se registran 225 461 asegurados menos, según los datos del BCN.

Cabe mencionar que, las manifestaciones contra el presidente Daniel Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, comenzaron por unas fallidas reformas a la seguridad social y se convirtieron en una exigencia de renuncia del mandatario, luego que ejecutara -según la denuncia de organismos internacionales defensores de derechos humanos- graves violaciones a los derechos de los nicaragüenses.

Los sectores más afectados

Hasta agosto pasado, en términos interanuales, las actividades que experimentaron incrementos fueron electricidad, gas y agua (6.7 %), minas y canteras (4.4%), construcción (3.7%) y transporte, almacenamiento y comunicaciones (2.9%).

Entre las actividades que mostraron disminución fueron el sector comercio (-8.2%), industria manufacturera (-5.3%), financiero (-3.2%) y servicios comunales, sociales y personales (-3.4%).

Por su parte, el salario promedio nominal de los afiliados al INSS se ubicó en 11 995.6 córdobas, un 2.8% más respecto al mismo período del año anterior.

En este contexto, el Banco Central prevé una caída del -4.5% del Producto Interno Bruto (PIB) para 2020, que sería el tercer año seguido que cerraría con saldo rojo.

El PIB de Nicaragua decreció un 3.9% el año pasado, y 4% en el 2018, como producto de la crisis social y política que afecta al país desde hace más de dos años, según el Banco Central.

Nicaragua tuvo un crecimiento económico de 4.9% en 2017, un año antes de la crisis, según cifras oficiales. Sin embargo, hasta la fecha, el país sufre una grave crisis sociopolítica, que también ha afectado la economía, que ha dejado 328 muertos desde abril de 2018, de acuerdo con la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), aunque algunos grupos elevan a 684 las víctimas mortales, mientras que el Ejecutivo solo reconoce 200 y denuncia un intento de golpe de Estado.

Más en Economía

Share via
Send this to a friend