Política

Disminuirán recintos de votación en JRV para hacer crecer filas de votantes

Operativo CSE-FSLN: “filas de votación”

Fuentes del FSLN revela que organizan “centros de votación modelo”, para que sean filmados por medios oficialistas



El Consejo Supremo Electoral (CSE) y el Frente Sandinista están diseñando disposiciones administrativas no contempladas en la ley electoral, para crear filas y aglomeraciones de votantes el próximo domingo, cuando se realicen los comicios generales, reveló un militante del partido gobernante que trabajará en una Junta Receptora de Votos (JRV).

Las votaciones del domingo no solo carecen de legitimidad al no existir una competencia real, sino que la oposición ilegalizada prevé una alta abstención, en rechazo a lo que ellos denominan una “farsa electoral”. El último sondeo de la firma encuestadora CID Gallup vaticina un 42% de “voto nulo o voto en blanco”, mientras que M&R Consultores auguran una abstención del 24.5%.

La fuente del FSLN dijo a Confidencial que una de las medidas ordenadas es reducir el número de recintos para marcar la boleta de forma secreta en algunas JRV. En elecciones anteriores se han visto tres o más cubículos en los cuales los electores pueden estampar su decisión. Sin embargo, esta vez la orientación dada en los talleres previos al seis de noviembre y realizados por el partido oficialista, es que solo haya un recinto de votación en cada Junta Receptora de Votos.

“La idea es retrasar el proceso, y que los votantes entren de uno en uno, y no de tres en tres para provocar filas en las Juntas”, dijo el militante, que pidió mantener en reserva su identidad. Él trabajará en un Centro de Votación en Managua, al igual que sus tres hijos, a quienes les dieron las mismas directrices.

Esta disposición viola la Ley Electoral (número 331). En el capítulo IV, artículo 23, establece que “el Consejo Supremo Electoral garantizará al menos dos recintos de votación en cada Junta Receptora de Votos, salvo el caso que las condiciones del lugar no lo permitan”.

Jorge Irías, vocero del Partido Liberal Constitucionalista (PLC), aseguró que “la ley es clara: solo es un cubículo”. Según él, esta disposición hace que “el control del voto sea más efectivo”.

img_9934
Foto: Archivo

“En ocasiones anteriores hubo más recintos para que el proceso fuese más expedito, pero algunos partidos políticos se quejaron porque se prestaba a malas interpretaciones. Es decir, decían que sabían en qué urna había más boletas”, ejemplificó Irías.

La fuente sandinista detalló que en las JRV solo habrá una urna, ya que en este proceso es “una boleta única”.

Mario Ascencio Flórez, secretario general del Partido Liberal Independiente (PLI) de Pedro Reyes, dijo que existirá un recinto de votación por cada JRV, pero también “hay variaciones”. “Hay Juntas donde habrán cinco espacios para hacer el voto secreto, o a veces se dividen en una aula de colegio: por cuatro Juntas hay dos recintos”, explicó.

“Centros de votación modelo”

La fuente sandinista relató a Confidencial que su partido ha establecido algunos “centros de votación modelo” en Managua y en algunas cabeceras departamentales, en los que se proponen armar largas filas de votantes, para que las cámaras de los canales oficiales de televisión puedan llegar a grabar “la gran participación”.

“Uno de esos colegios es el de la Colonia 14 de Septiembre que se llama igual. Es uno de los centro de votación más grandes del Distrito V de Managua”, afirmó la fuente del partido.

El militante del FSLN dijo que antes de que el magistrado Roberto Rivas entregara el Padrón Electoral a los partidos políticos el 17 de octubre, ellos ya lo tenían desde tres meses atrás.

“En las reuniones del partido nos orientaron andar casa a casa, viendo quién es sandinista y convenciendo a la gente para salir a votar, pero notamos bajo ánimo”, afirmó.

Confidencial habló con el portavoz del Poder Electoral, Félix Navarrete, pero excusó no poder dar una declaración al respecto. “Voy manejando, llámame después”. Luego, ya no contestó las llamadas.

Eliseo Núñez, diputado defenestrado por el gobierno de Ortega, sostuvo que el CSE “tratará que se mire gráficamente que hay filas” el seis de noviembre. El opositor dijo que aunque están ilegalizados de participar en el proceso, tratarán de observar y contar a los ciudadanos que lleguen a hacer filas.

“Queremos tener cada hora un registro. Será una muestra aleatoria para evitar que nos bloqueen en las JRV”, dijo Núñez.

Para este proceso el CSE anunció la presencia de dos policías electorales en cada JRV, y se da por un hecho la participación del Coordinador del Centro de Votación, una figura que en 2011 impidió el trabajo de los fiscales opositores.