Confidencial

Ortega condecora a “falsa” esposa de oficial asesinado

El comandante Daniel Ortega tiene la cara compungida. Viene repartiendo besos y abrazos de consuelo a los familiares de los 22 policías “asesinados por los terroristas golpistas”. Estos familiares esperan en fila para recibir los grados póstumos. El mandatario se detiene frente a Edith Valle Hernández, una mujer menuda y de rostro aguileño. La voz ceremonial la presenta como esposa del inspector Faber López Vivas. Fátima Vivas, madre del oficial fallecido, sintió impotencia y repulsión cuando el video y las fotos de la condecoración le llegaron al exilio. “Mi hijo no estaba casado. ¿Cuánto le habrán pagado a esa mujer para acompañar al sicario?”, increpó Vivas con desprecio.

Vivas no esperó a que siguieran “las mentiras” sobre el caso de su hijo. Según la versión oficial, el policía Faber López Vivas “cayó en cumplimiento del deber” el pasado ocho de julio en el departamento de Carazo, cuando “restablecía el orden público, para liberar a pobladores y transportistas de Carga Internacional que se encontraban secuestrados por terroristas armados que mantenían tranques en estos municipios”.

Sin embargo, la madre denunció que su hijo fue asesinado “por sus propios compañeros policiales” 48 horas después de que el oficial solicitó la baja de la institución, por negarse a reprimir a los ciudadanos. El hecho de denunciar las inconsistencias de la versión policial obligó a Vivas a huir del país ante las amenazas. Y las “mentiras” siguieron, al punto que presentaron a “una impostora” como esposa.

Vivas aseguró que el domingo nueve de septiembre “una policía llegó desesperada a buscarla a su casa”, en Santo Tomás, Chontales. No la encontró. Luego se dirigió a la casa de su madre, pero la abuela del oficial López Vivas también huyo por razones de seguridad. La última vivienda que visitó la policía fue la de Fernanda Cruz, la novia de su hijo.

“A Fernanda le dijeron que el comandante Daniel y jefe supremo de la Policía la mandaba a llamar para darle una compensación por la muerte de Faber, pero que debía ir a Managua a retirar los grados póstumos”, narró Vivas. “Ella se negó y dijo que no quería saber nada de Ortega ni de la Policía. Lo único que le interesa es saber la verdad, cómo mataron a Faber”, agregó la madre.

Fernanda Cruz vivía con Faber López Vivas en Santo Tomás Chontales. La joven mantenía una unión de hecho estable con el oficial. “La casa de mi hijo es esa, en Santo Tomás. Aunque él estaba en El Rama por motivos de trabajo, cada vez que estaba libre volvía a su casa. A ver a su mamá y a su compañera”, aseguró la madre del policía.

Fernanda Cruz, la compañera del oficial López Vivas. Mantenían una unión de hecho estable, y está a punto de dar a luz. Cortesía | Confidencial

El oficial López Vivas volvía cada vez que salía libre porque Fernanda, su novia, está embarazada. Cuando él fue asesinado, la joven tenía siete meses de embarazo. Hoy está cerca de dar a luz. De hecho, Fernanda Cruz inició un proceso judicial el 15 de agosto de 2018 para el reconocimiento legal de la unión de hecho estable. La causa fue archivada bajo el expediente número 000073-08052018FM. Además, la madre cuenta con un certificado que establece la soltería de su hijo. Vivas muestra una serie de fotografías de Fernanda con su hijo, aunque la joven embarazada prefirió delegar en la madre de su compañero la denuncia de la suplantación.

“Iniciamos este proceso judicial en agosto para solicitarle la pensión alimenticia de la niña al ISSDHU (Instituto de Seguridad Social y Desarrollo Humano), porque la niña tiene derecho”, dijo Vivas a CONFIDENCIAL.

Esposa falsa “es Policía”

Pese a los alegatos de la madre, la jefatura de la Policía Nacional presentó este lunes diez de septiembre, en el acto del 39 aniversario de la Policía Nacional, a Edith Valle Hernández como la esposa del oficial López Vivas.

La compañera de Faber López Vivas inició un proceso judicial para reconocer la unión de hecho estable que mantenían. Cortesía | Confidencial

La “falsa esposa” no es una desconocida para la madre del policía muerto. Según Vivas, Edith Valle Hernández es la inspectora de la Policía Nacional de El Rama. La madre asegura que el día que le notificaron la muerte de su hijo, Valle Hernández la llamó.

“A la primera no respondí porque estaba en una misa. Cuando devolví la llamada le pregunté qué pasaba, porque Faber me contaba de sus compañeros de trabajo. No me dijo nada, solo que era una amiga de Faber y que se había equivocado de número”, sostuvo Vivas.

Edith Valle Hernández no respondió a las reiteradas llamadas de CONFIDENCIAL. Y tampoco respondió a los mensajes que le enviamos por WhatsApp para conocer su versión sobre los señalamientos de Vivas. Tampoco la vocería de la institución policial respondió.

Valle Hernández recibió de manos del comandante Daniel Ortega la medalla “Héroe al Honor Comandante de la Revolución Tomás Borge Martínez”. El oficial López Vivas fue el número 18 de los 22 oficiales en recibirla este lunes, según el diario oficial La Gaceta 175.

“Todo esto es un teatro, una burla más de Daniel Ortega a nuestro dolor”, dice Fátima Vivas. La primera burla, según ella, es cuando la llevaron a reconocer el cadáver de su hijo a Medicina Legal. El joven oficial presentaba un disparo letal entre las cejas, y tenía el rostro desfigurado. Sin embargo, le entregaron la ropa de civil y el pasamontañas del oficial sin el orificio de bala. El lunes nueve de julio, el féretro de López Vivas no fue presentado junto al del Suboficial Hilario de Jesús Ortiz Zavala, quien supuestamente también cayó en Carazo.

“¿Quisiera saber cuánto le pagaron a esa mujer por prestarse a eso? No queremos saber nada de Ortega ni de Policía… queremos saber cómo mataron a mi hijo”, insiste Vivas.