Confidencial

Ortega deroga reforma al seguro social que desató protestas

Cientos de nicaragüenses protestan en la Plaza de la Democracia de San José (Costa Rica) y pidieron el cese de la oleada de violencia. EFE/

El Gobierno de Nicaragua derogó este domingo las reformas a la seguridad social que desataron las protestas que desde el miércoles pasado han dejado al menos 23  muertos según datos de ONG, más un centenar de heridos y daños a comercios y otros inmuebles.

El Consejo Directivo del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social (INSS) acordó revocar las dos resoluciones que sirvieron como “detonante para que se iniciara esta situación”, dijo el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, en un mensaje televisado.

“Estamos revocando o sea cancelando y poniendo a un lado la resolución anterior que sirvió como detonante para que se iniciara esta situación”, remarcó el mandatario.

A través de dos resoluciones, el Consejo Directivo del INSS había acordado el martes pasado aumentar la cotización de los trabajadores y de las empresas, y que los jubilados tendrían que aportar un 5 por ciento de la pensión en concepto de cobertura de enfermedades, entre otros cambios.

“No fue viable”

En su discurso, Ortega reconoció que esa propuesta no tuvo “viabilidad” y que ha sido revocada en aras de facilitar el diálogo con el sector privado y con representantes de los trabajadores.

El mandatario dijo que la reforma a la seguridad social “creó está situación dramática”, en alusión a las protestas callejeras, que degeneraron en muchos casos en violencia.

Confidencial | EFE

Asimismo, Ortega invitó al cardenal nicaragüense Leopoldo Brenes y a los obispos para que sean garantes de un diálogo entre el Ejecutivo, sector privado y trabajadores.

Las protestas contra Ortega iniciaron el miércoles pasado por el tema de las reformas a la seguridad social. Los manifestantes han utilizado las redes sociales para denunciar represión por parte de la Policía Nacional y el apoyo de los agentes a las fuerzas de choque afines al Gobierno, a las que responsabilizan de los saqueos al comercio.

Soldados del Ejército de Nicaragua se mantienen desplegados en varias ciudades por segundo día tras una noche de enfrentamientos y vandalismo que se ha recrudecido en las últimas horas.

Los hechos violentos han cobrado al menos 24 vidas, incluyendo las de un periodista muerto de un tiro fulminante, un adolescente y un policía, según organizaciones humanitarias. CONFIDENCIAL hizo su propio conteo y ha confirmado a 19 de los fallecidos. 

También hay más 100 heridos y se desconoce el número de detenidos.

Promete “firmeza

Ortega afirmó  que la mayoría de los nicaragüenses lo respalda en sus acciones “para restablecer el orden”, en medio de las masivas protestas contra su Gobierno  y aseguró que actuará “con la firmeza correspondiente”.

“La inmensa mayoría de los nicaragüenses está condenando estos hechos y está respaldando las acciones que tomamos para restablecer el orden y la estabilidad, ya con el acompañamiento de la población”, aseguró el mandatario.

Ortega no hizo referencia en su discurso a la movilización de efectivos policiales y militares en las calles. Las directivas del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) y de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua (AmCham), emitieron comunicados el sábado en los que condicionan su participación en el diálogo al que los invitó el Gobierno, a que cese la represión contra la ciudadanía, y que se les permita manifestarse libremente.