Política

Unidad Nacional llama a intensificar piquetes, pitazos y cacerolazos

Dictadura viola acuerdos para “fortalecer libertades” a la vista de los testigos; Unidad suspenden marcha, “por razones de seguridad”

La Unidad Nacional Azul y Blanco suspendió la marcha “Somos Abril” programada para este sábado “por razones de seguridad”. La decisión fue tomada luego de que la Policía de la dictadura Ortega-Murillo emitió una resolución negando el derecho a la movilización por cuarta vez consecutiva este fin de semana. La movilización será reprogramada la semana entrante.

“Sabemos que hay altas probabilidades de infiltración de militantes sandinistas disfrazados de civiles para cometer actos de terrorismo”, aseguró Violeta Granera, integrante de la Unidad Nacional. “No estamos una marcha atrás por la prohibición de la Policía, es una decisión que se ha tomado con información y sentido de responsabilidad. Nadie se está desmovilizando pero hay que dar la batalla con inteligencia y astucia. No queremos lamentar más muertos y heridos”, agregó.

La policía emitió la resolución 02-2019 este viernes y alegó que no daban permiso porque la Unidad Nacional “carece de personería jurídica y no puede adquirir derechos ni contraer obligaciones”. “En consecuencia, no tiene legitimidad para realizar concentraciones, manifestaciones o movilizaciones públicas”, expuso la cuestionada institución. La resolución fue firmada por el comisionado Olivio Hernández Salguera, Jefe de Seguridad Pública.

“Es absurdo impedir una marcha porque no se tiene personería jurídica… Las asociaciones de hecho tienen derecho a movilizarse. Y nadie se está escondiendo, estamos dando la cara. Estamos en desobediencia civil. Esto no es un asunto jurídico, es político. Pero no vamos a exponer a la gente a situaciones que en esta ocasión puedan ser peligrosas”, insistió Granera.

Aunque suspendieron la marcha, la Unidad Nacional no congeló las actividades públicas. Cambiaron la modalidad de protesta y convocaron para este sábado a pitazos, cacelorazos, y piquetes exprés en distintos puntos de Managua.

“Hacemos un llamado de cuatro acciones en las calles: pitazos y cacelorazos de 12 del mediodía a las dos de la tarde. De 2 a 4pm, piquetes exprés de manera descentralizada con banderas. Eso significa que cada persona organiza su grupo de confianza y sale a cualquier parte de la ciudad. No deben demorar más de dos minutos para que no se expongan a la Policía”, animó Guillermo Incer, integrante de la Unidad Nacional. “La idea es activar la ciudad. Ordenarnos y que esto sirva como incubación para una marcha masiva. Hay que ganar la calle poco a poco”, agregó el activista, quien reveló que la semana entrante estarán reprogramando la marcha.

Resolución policial viola acuerdo del INCAE

La resolución policial viola el acuerdo de “fortalecimiento de las libertades” suscrito por la dictadura y la Alianza Cívica en las negociaciones del INCAE. Sin embargo, no sería la primera vez que es incumplido. Hace una semana, el sábado pasado en Metrocentro, la policía y grupos paramilitares atacaron una manifestación de la Unidad Nacional, menos de 24 horas después de firmado este acuerdo.

Aunque el diálogo fracasó debido a la falta de acuerdos sobre justicia y democracia, las partes se comprometieron a cumplir los dos convenios acordados sobre restitución de libertades y liberación de los presos políticos. De hecho, la cancillería de la dictadura emitió un comunicado este 4 de abril reafirmando el “compromiso de avanzar en el cumplimiento de los puntos acordados”.

La Unidad Nacional criticó la inconsecuencia del régimen, y acusó ante la comunidad internacional que la resolución de la Policía es “una amenaza” contra ellos por convocar a movilizaciones permitidas por la Constitución Política.

La Unidad Nacional, integrada por más de 70 organizaciones de la sociedad civil y expresiones ciudadanas autoconvocadas, argumentó que los derechos a la movilización y expresión son constitucionales —y no requieren ninguna personalidad jurídica—. Además, recordó que su respeto está contemplado en los acuerdos firmados en la mesa de negociación entre la dictadura y la Alianza Cívica, que también es miembro de la Unidad Nacional.

Más en Política

Send this to a friend