Economía

Banco Atlántida abre operaciones en Nicaragua

El segundo banco más grande de Honduras, y el décimo a nivel regional por el monto de sus activos

El Banco Atlántida se convirtió en la segunda entidad financiera de origen hondureño, que decide establecerse en Nicaragua, al abrir este viernes su primera sucursal en el país e iniciar sus operaciones al público.

Fundado en La Ceiba (Honduras), hace más de un siglo, en febrero de 1913, Banco Atlántida pasa a ser la octava entidad bancaria que opera en el país.

Su presencia en Nicaragua responde a una estrategia de expansión regional que comenzó en el 2015, “mediante la compra del fondo de pensiones más grande de Centroamérica y el Caribe, AFP Confía, en El Salvador”, indica una nota de prensa de la entidad.

La apertura, este viernes, es posible después que la Superintendencia de Bancos y Otras Instituciones Financieras (Siboif) lo autorizó expresamente, al emitir la Resolución SIB-OIF-XXVII-598-2019, el pasado mes de septiembre, lo que es la culminación de un extenso e intenso proceso de gestiones para lograr el visto bueno oficial.

Gracias a ello, Inversiones Atlántida (Invatlan), la corporación que aglomera empresas dedicadas a los negocios de banca, seguros, pensiones y cesantías, entre otras, decidió “abrir operaciones con su marca insigne, Banco Atlántida”, según la citada nota de prensa.

“Banco Atlántida Nicaragua se establece con el propósito de ampliar las oportunidades de atención para clientes regionales, así como para atender con calidad e innovación las necesidades financieras de los nicaragüenses. El Banco cuenta con el respaldo de un grupo financiero sólido y con amplia experiencia para ofrecer soluciones al sector empresarial y la banca de personas”, añade.

Los principales directivos y accionistas del Banco Atlántida en Nicaragua son: Guillermo Bueso Anduray, Mario Manuel Agüero, José Faustino Laínez; los nicaragüenses Raúl Amador Torres, Raúl Amador Somarriba, y Emiliano Maranhão, del Grupo Invercasa; José Francisco Hernández Mendoza, José Walter Boden Joya, David Ricardo Bueso Anduray, y Rafael Alejandro Núñez.

Expansión comenzó en El Salvador

Gracias al proceso de expansión regional, en los últimos tres años, el grupo financiero ha pasado de administrar más de 4000 millones de dólares en activos, a administrar más de 11 000 millones.

Un momento clave de ese proceso ocurrió en 2017, cuando “Banco Atlántida llega a El Salvador para integrarse al sistema bancario, tras concretar la compra de Banco ProCredit”, según información disponible en el sitio web de la sucursal hondureña de ese banco.

Según el ranking de bancos elaborado por la revista Estrategia y Negocios en 2018, el Banco Atlántida de Honduras, es el segundo en ese país por el monto de sus activos, que sumaban 3960.4 millones de dólares al 31 de diciembre pasado. Ese monto le valía para ser el décimo en Centroamérica (séptimo, si solo se cuentan los bancos privados, y se excluyen los estatales).

El primer banco nicaragüense de esa lista es el Banco de la Producción, con activos por 1931.4 millones de dólares, válido para instalarse en la vigésimo segunda posición en el istmo, y décimo noveno, si se excluye a los estatales.

“Durante los próximos años, el Banco plantea llevar a cabo un plan de crecimiento, expandiendo su portafolio de servicios, abriendo más sucursales y canales digitales en territorio nicaragüense”, asegura el comunicado.

“En Suramérica, las inversiones de Invatlán están concentradas en el mercado de valores, incorporando empresas en asesoría financiera, administración de fondos y fideicomisos, así como una plataforma digital de información financiera”, añade.

Más en Economía

Send this to a friend