Nación

Anillo de circunvalación Nejapa-Ticuantepe incidirá en urbanizaciones

Demandan a alcaldía el trazado de nueva pista

Anuncio de nuevas obras de infraestructura vial en Managua alienta grandes expectativas de empresas constructoras

Anuncio de nuevas obras de infraestructura vial en Managua alienta grandes expectativas de empresas constructoras.



Los anuncios gubernamentales sobre la construcción de grandes obras de infraestructura vial en Managua, han generado muchas expectativas entre los empresarios del sector construcción y los desarrolladores de urbanizaciones. Con el impacto de estas obras y otros proyectos públicos y privados, este año la construcción podría tener un crecimiento superior del 20%, considera el empresario Ricardo Meléndez.

En Managua, los proyectos de mayor presupuesto son la ampliación de la Pista Juan Pablo II y el nuevo anillo de circunvalación para conectar Nejapa con Ticuantepe, desde la carretera Sur hasta la carretera a Masaya.

La ampliación de la pista Juan Pablo II tiene como objetivo pasar de cuatro a seis carriles, mejorando la circulación vial con la construcción de seis pasos a desnivel. La obra cuenta con el financiamiento del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) y el Banco Europeo, con un préstamos de más de 230 millones de dólares, además de 20 millones de dólares del presupuesto nacional.

La construcción de la carretera de circunvalación, cuyo tramo será de 16 kilómetros, forma parte de los planes de desarrollo de la ciudad. Las gestiones de financiamiento iniciaron hace dos años con entidades de Corea del Sur, culminando con un préstamo del Banco de Exportación-Importación de Corea (EXIMBANK), de 70.5 millones de dólares.

Estas obras han estado concebidas desde hace más de dos décadas y han sido acogidas como una buena noticia, sin embargo, no se conoce si realmente existe un plan maestro de desarrollo de la ciudad de Managua. Hasta el momento se ha hablado de una iniciativa apoyada por el Banco Interamericano de Desarrollo (BID) y otra respaldada por el gobierno de Japón.

Ricardo Meléndez, ingeniero constructor y directivo de la Cámara de Urbanizadores (Cadur), explicó en el programa Esta Semana, que se ha venido trabajando con la Alcaldía de Managua y la Cooperación de Japón, en el diseño de un nuevo plan urbano, que se está perfeccionando en la medida en que la capital está transformándose en una metrópolis.

“Este nuevo plan tiene cinco centros en Managua. Lo que importa aquí es hacer más accesible la ciudad para los que viven en ella y los que viven en los alrededores y vienen a trabajar. El objetivo de este nuevo diseño es hacer una ciudad mucho más atractiva, económicamente distribuida, productiva y resistente al tema del medio ambiente”, dijo Meléndez, quien agregó que la idea de invertir en las vías de Managua, es importante, pues el tráfico ya es insostenible.

Hasta ahora no se conoce si habrá una inversión en otros servicios, como el de transporte público o masivo. El hecho de que la infraestructura de las obras permitirá ampliar las vías y transformar las rotondas en pasos a desnivel, apunta a que el número de vehículos que circulen en esta y otras pistas, va a crecer.

Meléndez afirmó que está prevista la modernización del transporte público pero aún no existe financiamiento para este tipo de servicios, sin embargo, consideró que el sistema de transporte debe renovarse y es algo en lo que las autoridades deben trabajar, aunque tarde más tiempo.

“Aquí se venden 20 000 carros y 62 000 motos todo los años. En la medida que el país mantenga este ritmo económico, estos números van a seguir creciendo, al igual que las viviendas. Lo que estamos viendo es un crecimiento económico en consumo, en vivienda, y preocupa que la inversión en infraestructura no esté yendo al mismo ritmo”, aseveró el directivo de Cadur.

Límite para urbanizadoras

La idea de la construcción de una pista de circunvalación que uniera a Nejapa con Ticuantepe y desahogara la carretera a Masaya, no es una propuesta reciente. Hace dos años se comenzó a discutir el trazado de la ruta y en estas semanas, trascendió que la Alcaldía de Managua ha estado negociando con algunos propietarios los derechos de vías.

Meléndez afirmó que Cadur no conoce el trazado definitivo de la carretera, pero sí confirmó que la ruta se ha venido modificando por temas técnicos y económicos. Explicó que han planteado a la Alcaldía de Managua, que haga una presentación oficial sobre dónde va a pasar el proyecto, y de esta forma realizar una proyección de inversión, pues se prevé que exista especulación con la venta de tierras en la zona.

Extraoficialmente se conoció que la nueva pista tendrá implicaciones sobre la regulación del desarrollo de la ciudad, en cuanto a delimitar las áreas en que se pueden construir nuevas urbanizaciones y defender las zonas de amortiguamiento.

Meléndez reveló que con el nuevo Plan de Urbanismo, el principal objetivo es identificar en qué áreas se puede densificar y en cuáles no se debe construir nada. “Es por un tema de accesibilidad, para que sea viable. También por un tema de costos, porque en la medida que la ciudad sigue creciendo se hace más costosa la infraestructura y es correcto que se pongan límites, entiendo que parte de esa política se va a definir a través de esta nueva pista”, aseveró.

El directivo de Cadur manifestó que lo que ya está construido después del trazo de la carretera, no se va a tocar, sin embargo, argumentó que en los cincos centros de Managua, existirá un cambio de uso de suelos, pues se promoverá la construcción vertical, misma que en estos últimos años, ha comenzado a tener auge.

Inversión para empresas locales

En el sector construcción existe una preocupación específicamente con la construcción de la pista de circunvalación, pues por ejecutarse con fondos coreanos, la obra será licitada solo a empresas de ese país.
Meléndez declaró que la preocupación ya se ha externado al Cosep y a la propia Alcaldía de Managua, pues los empresarios nacionales desean participar en la construcción de este proyecto, y esperan que el condicionamiento de licitación no les excluya de sus capacidades, además, agregó que sería una gran ventaja que empresas nacionales construyan en el país, de esta manera los fondos no saldrían de Nicaragua.

“Nuestra experiencia es con empresas japonesas, y hemos notado que nos generan trabajo, tecnología, disciplina de construcción. Con las empresas coreanas no hemos tenido experiencia. En el país hay capacidad de poder construir esos 16 KM, no es un proyecto fuera de nuestra dimensión”, aseguró Meléndez.

Acerca del proceso de reordenamiento y como calzaría el desarrollo de vivienda en un contexto en el que el gobierno ha dicho que la prioridad es el tema de turismo, el directivo de Cadur, argumenta que el hecho de aumentar el techo de la vivienda de interés social a 23,000 dólares y que la vivienda de 72 000 dólares tenga ahora un beneficio de subsidio en la tasa de interés, proyecta al sector hacia una dirección en la que pueden construir 6,000 casas más este año.

“El gobierno está disponiendo de fondos para lograr tener esos bonos a la prima, que va a permitir a las familias comprar estas viviendas de interés social, nosotros estamos convencidos que estos dos años van a ser importante en temas de vivienda. La capacidad instala de terrenos ya está, con permisos, lo que queda es explotar lo que está hecho. Tenemos el acompañamiento de los bancos que creen en el sector”, finalizó Meléndez.