Emergencia Coronavirus

El “sacrificio médico”: Un 13% de sanitarios con covid-19 ha fallecido en Nicaragua

El personal médico, de enfermería y de laboratorio es el más afectado: entre mayo y junio se registraron 622 contagios de los 786 reportados a la fecha

Decenas de médicos, enfermeras y personal del Hospital Regional Santiago de Jinotepe, Carazo, dieron este viernes el último adiós  al reconocido médico, Luis Rojas, quien después de permanecer intubado por más de diez días en el Hospital Fernando Vélez Páiz, en Managua, no resistió a la covid-19.

Su cuerpo fue trasladado desde la capital hacia el hospital donde por muchos años laboró, adentro de un ataúd que fue cubierto de plástico negro para proteger el féretro de la lluvia persistente de este 21 de agosto y, desde lejos, sus colegas salieron al parqueo del hospital, para decirle adiós y rendir un distanciado homenaje.

El doctor Luis Rojas, que era especialista en urología, había padecido los síntomas de la enfermedad desde el 31 de julio pasado, pero fue hasta el diez de agosto que los problemas pulmonares que desarrolló, obligaron a los doctores que lo atendían en Carazo a trasladarlo a Managua para ser intubado, pero ya no resistió, según detalló Artículo 66.

La muerte del doctor Luis Rojas se suma a la creciente lista de más de 105 nicaragüenses del gremio médico que han fallecido a causa del SARS-CoV-2 durante los cinco meses que tiene la pandemia en Nicaragua, según los registros del Observatorio Ciudadano COVID-19. El más de un centenar de fallecidos eleva la letalidad por covid-19 entre el gremio sanitario en un 13%, aunque el Gobierno de Daniel Ortega apenas lo reconoce, y no los había ni mencionado hasta el pasado 19 de agosto.

“Indiscutiblemente el médico está metido ahí, donde está el peligro y no ha habido médico que titubee, o médico que diga, ‘yo no voy a atender’, sino que ha habido una gran firmeza, una gran fortaleza, una gran dignidad, y una gran lealtad en la defensa de la vida de los nicaragüenses”, reconoció finalmente este miércoles el mandatario Daniel Ortega, en un acto por el 41 aniversario del Cuerpo Médico Militar del Ejército de Nicaragua.

Mayo y junio los meses que más infecciones hubo

Los datos más recientes del Observatorio Ciudadano COVID-19 indican que hasta el 19 de agosto, en el país se habrían contagiado de la covid-19, 786 nicaragüenses que laboraban en las unidades hospitalarias del país y de estos el 59% son médicos, el 16% son personal de enfermería y un 3% corresponde a personal de laboratorio.

El análisis a una filtración de las bases de datos del Ministerio de Salud (Minsa), tras un “hackeo” de “Anonymous” al sitio web del Minsa, reveló que hasta el 24 de julio se había hecho la prueba de Reacción en Cadena de la Polimerasa (PCR) a 1172 nicaragüenses de este gremio.

El doctor Jorge Iván Miranda comentó en una entrevista en Esta Noche, que esta muestra del “sacrificio médico” es “lo que nosotros ya habíamos estado viendo en la práctica: mucho colega enfermo, mucho colega hospitalizado; sabíamos entre nosotros que nos estábamos contagiando, que se estaban contagiando, pero no teníamos los números”.

Efectivamente, en los meses en que hubo más contagios coinciden también los picos máximos de transmisión entre los sanitarios, pues 622 de los contagios totales en el gremio de salud ocurrieron entre mayo y junio. En las últimas semanas, las infecciones, y también las muertes, han disminuido.

Entre el 30 de abril, que se conoció del primer reporte de personal médico contagiado, hasta el 19 de agosto que se publicó el último informe del Observatorio, la única semana en que no se reportaron muertes entre el personal de salud fue entre el 29 de julio y el cinco de agosto. La mayoría de contagios ha ocurrido en los departamentos de Managua, León, Matagalpa y Masaya.

El doctor Carlos Quant, quien laboró por más de 20 años en hospitales públicos del país y fue despedido por criticar el manejo de la pandemia en el país, dice que el impacto en su gremio ha sido “fuerte” y los registros del Observatorio Ciudadano COVID-19 “son datos bastantes apegados porque quienes informan son los mismos médicos sobre la muerte de sus colegas.

 

Médicos residentes también son afectados

La reciente filtración de datos evidenció que los médicos residentes también han sido afectados por la pandemia. Pues, aunque están en formación, desde la llegada del coronavirus fueron incluidos en las áreas covid-19 para responder a la demanda de atención hospitalaria.

Incluso, una residente confesó a CONFIDENCIAL que muchos de ellos tuvieron que realizar intubaciones, un procedimiento que solo pueden hacer los anestesiólogos o personal emergencia altamente capacitado. “Los de anestesia ya no son los encargados de intubar, debido a la cantidad de las emergencias y lo crítico de los casos. Dejamos a un lado el miedo y ahora somos nosotros quienes intubamos, cada vez con un poco más de destreza”, dijo.

Hasta la fecha el Gobierno ha hecho caso omiso a las demandas del sector de Salud, que desde abril pasado denunciaron que las autoridades del Minsa prohibía el uso de mascarillas e incluso impedían la entrega de donaciones externas de estos insumos.

Asimismo, de parte de las autoridades nunca hubo respuesta a las peticiones de más de 800 médicos que hicieron un llamado a la autocuarentena para que se redujera el número de contagios. En cambio las autoridades del Ministerio de Salud se encargaron de identificar y despedir a todos aquellos que criticaron la gestión del Gobierno ante la pandemia.

*Con colaboración Yader Luna.

Seguí toda la cobertura de CONFIDENCIAL sobre el coronavirus suscribiéndote a nuestro boletín de noticias diario. Para leer más artículos sobre el tema, hacé clic aquí.

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend