Economía

Carta a Ortega, encabezada por diez de los grandes capitales, demanda reformas y diálogo político

Empresarios: cambiar CSE y “elecciones anticipadas”

COSEP represión

“Sin acuerdo político, no hay solución a la crisis”. Demandan cese de la represión, liberar a los presos políticos, y restablecer libertades



Diez consejeros del Cosep, más los presidentes de 22 de las 27 cámaras de esa organización gremial, y los presidentes de Cosep, AmCham y Funides, firmaron una carta dirigida al presidente Daniel Ortega en la que reiteran lo que ya le dijeron en su misiva del 29 de mayo pasado: “Sin un acuerdo político, no hay solución a la crisis” nacional. Ante el agravamiento de la crisis política, social y económica, el sector privado empresarial le demanda a Ortega que acepte dialogar, propiciando una reforma política, para ir a elecciones adelantadas, justas y transparentes, con un nuevo Consejo Supremo Electoral (CSE).

La carta a Ortega cuenta con la rúbrica de diez empresarios que lideran algunos de los principales grupos económicos del país: Carlos Pellas, Ramiro Ortiz, José Antonio Baltodano, Miguel Zavala, Juan Bautista Sacasa, Jaime Rosales, Jaime Montealegre, Alberto Chamorro,  César Augusto Lacayo, y Miguel Gómez.

La carta se dio a conocer previo a la reunión anual que el sector privado unificado tendrá  hoy miércoles, en la sede del Instituto Centroamericano de Administración de Empresas (Incae), en el contexto de la aprobación de la Nica Act en el Congreso estadounidense, y en un día en que se espera que el Grupo de Trabajo de la OEA sobre Nicaragua, presente su tercer informe a esa organización continental.

En la misiva, le recuerdan al mandatario que al momento de suscribir su primera comunicación –en mayo– el país lloraba a 70 muertos –hoy son más de 300– y los heridos se contaban igualmente por decenas, no por miles.

El número de personas encarceladas injustamente, así como el de quienes se han tenido que ir del país, también ha crecido aceleradamente, en la misma medida en que ha avanzado el deterioro de los indicadores económicos del país.

Con base en ese escenario, el sector privado reitera la necesidad de “retomar las reformas electorales acordadas con la Organización de Estados Americanos… incluyendo cambios en la composición del Consejo Supremo Electoral”.

“Es igualmente vital que cese la represión en el país. Las libertades deben asegurarse”, señalan, recalcando en la necesidad de liberar a los presos políticos, todo ello como condición para buscar la recuperación económica del país.

“Reiteramos que el diálogo es la forma de resolver los problemas y de hacer los cambios que deben ser aceptados por las mayorías, citando a la Conferencia Episcopal, al decir que “con el diálogo hay futuro, sin él, todo esfuerzo se enruta al fracaso”.

Esta mañana los miembros de las juntas directivas empresariales tendrán una encerrona para terminar de aprobar la proclama del Cosep a la nación, documento que presentarán al final del evento, y que a juicio del expresidente de AmCham, Róger Arteaga, debería coincidir de forma sustantiva con los criterios vertidos en la carta al mandatario.

“Tendremos una agenda bastante cargada, en la que se analizará la situación del país a partir del tercer Monitoreo de Actividades Económicas de Funides, y se preparará el planteamiento del sector privado sobre el conflicto”, dijo uno de los líderes del sector privado que habló con CONFIDENCIAL a condición de permanecer en el anonimato.

“El sector privado insistirá en que se reinstale el diálogo a través de un acuerdo político. Necesitamos hacer entrar en razón a este Gobierno”, exclamó asegurando que no sabe si el gran capital está hablando con Ortega para lograr su salida, aunque no descartaría que ya lo estén haciendo.

“Lo dijimos en mayo”

Los líderes gremiales que hablaron con CONFIDENCIAL descartan totalmente la posibilidad de que los empresarios puedan buscar un arreglo secreto que les permita seguir haciendo negocios en complicidad con el régimen.

“No puede haber una negociación en privado, sino un acuerdo público en el que se le pida su renuncia o que adelante elecciones, y que libere a los reos políticos. El sector privado cometería suicidio si negocia con el régimen”, dijo Arteaga.

“Es imposible que haya un acuerdo secreto con el Gobierno”, remarcó por su parte una directiva del Cosep.

Lo que sí creen es que se insistirá en hacer un llamado a la justicia y la democratización como requisitos para salir de la crisis. “Las partes deben entrar en razón y sentarse a dialogar como nicaragüenses por el bien del país. Debe haber acuerdo político, porque sin eso, no hay sobrevivencia. No es posible regresar al 17 de abril”, sentenció.

“Vamos a hacer un llamado a la cordura, al diálogo, pero combinado con acciones”, para evitar el cansancio que despierta entre la ciudadanía nicaragüense, la continua publicación de comunicados de rechazo y condena que no generan efectos prácticos.

Otra fuente dijo saber que “sí habrá acciones, pero no se van a divulgar”, señalando que una de las opciones es que el Cosep pida permiso para marchar, “a ver si se las van a negar, o si van a decir que el Cosep no existe legalmente como se lo dijeron al Cenidh, o que son terroristas, como respondieron a la Unión Nacional Azul y Blanco.

Finalmente, el presidente de una de las cámaras del Cosep que más aportan al producto interno bruto, dijo que “el sector privado se va a manifestar nuevamente para insistir en que la única salida civilizada para esta situación es el diálogo y la negociación”.

“Vamos a reiterar la necesidad de celebrar elecciones adelantadas con un árbitro electoral creíble, pero también, a remarcar una idea: todos estos planteamientos ya los hicimos en mayo, y no se nos escuchó. Si lo hubieran hecho, no habría muerto más gente, ni hubiera sufrido tanto la economía, así es que esperamos que en esta ocasión sí se nos escuche y comencemos a dar pasos en la dirección de encontrar una salida a la crisis”, aseguró.