Nación

Forenses acusan a Ortega de manipular caso de Eddy Montes

"Desmentimos todo lo expresado en ese comunicado inmoral y tendencioso emitido por el Ministerio de Gobernación", sostienen especialistas

Tres médicos que practicaron una autopsia independiente al nicaragüense con nacionalidad estadounidense Eddy Montes, preso político asesinado de un disparo a manos de un guardia de la cárcel La Modelo, señalaron al Gobierno de Daniel Ortega de “manipulador”.

“Desmentimos todo lo expresado en este comunicado inmoral y tendencioso emitido por el Ministerio de Gobernación”, indicaron los médicos Julia González (forense), José Luis Borgen Rayo (cirujano asistente) y Francisco Ortega (médico y asesor legal) en un comunicado conjunto enviado a los medios por los familiares del fallecido.

En un comunicado, el Ministerio de Gobernación informó que el sábado pasado “los familiares del preso solicitaron que, en presencia de ellos, se realizara reconocimiento médico y comprobación de los hallazgos de la autopsia, contratando a los (tres) médicos privados”.

Según la versión de Gobernación, los tres especialistas “expresaron que la autopsia realizada por el Instituto de Medicina Legal cumplió con los estándares forenses internacionales (Protocolo de Estambul) y coincidieron con los hallazgos de la autopsia”.

Los médicos, en su declaración, explicaron que aún no han recibido el reporte preliminar ni el definitivo de la autopsia hecha por el Instituto de Medicina Legal “y tampoco está terminado el reporte de la autopsia independiente”.

Por tanto, los médicos y familiares de la víctima hicieron responsable al Gobierno de Nicaragua “de cualquier represalia en contra” de los especialistas “por la manipulación tendenciosa del comunicado del Ministerio de Gobernación al ponernos en riesgo de agresiones físicas o legales”.

En el documento, Gobernación inculpó al reo por su propia muerte al recibir un disparo en la cárcel “La Modelo” e informó que investigará los hechos, que se enmarcan en una crisis que ha dejado cientos de fallecidos, presos y desaparecidos en 13 meses.

Según las autoridades, Montes murió el pasado jueves 16 en un amotinamiento, en el que “resultó herido”, supuestamente en un forcejeo con un custodio.

La versión del Gobierno fue desmentida, una vez más este martes, por los presos políticos que estaban junto a la víctima al momento de su muerte, y que fueron enviados a casa ayer lunes bajo medidas cautelares.

Según el paramédico Chester Navarrete, quien compartía celda con Montes y que lo atendió al caer, el amotinamiento no existió porque los “presos políticos” y custodios estaban separados por una malla, y los guardias que dispararon lo hicieron desde una torre, luego de una disputa verbal entre reos y carceleros.

La versión que Navarrete y otros convictos hicieron pública se corresponde con la que los presos políticos informaron luego del suceso, salvo por la trayectoria de la bala, ya que al inicio informaron que el balazo se había alojado en la espalda, pero el paramédico especificó que entró por un costado de la pelvis.

Más en Nación

Send this to a friend