Nación

Fotogalería | Ciudadanos vencen muro policial y paramilitar

Centenares de personas se manifestaron en cuatro puntos de Managua, pese al amplio despliegue de policías y motorizados

La dictadura de Daniel Ortega y Rosario Murillo desplegó decenas de patrullas y cientos de policías y paramilitares motorizados en Managua, pero no pudo impedir que centenares de ciudadanos se manifestaran en cuatro puntos de la capital.

NI la fuerte lluvia impidió que los ciudadanos se manifestaran contra la dictadura orteguista. Foto: Carlos Herrera.

En el edificio Pellas, en la Plaza Vistana —cercana a la rotonda Centroamérica—, frente a la Lotería Nacional y contiguo al edificio Movistar, los ciudadanos realizaron  piquetes exprés, en los que ondearon las banderas azules y blanco.

Manifestantes rezan el Padre Nuestro, durante la concentración en el edificio Pellas. Foto: Carlos Herrera.

La Policía lanzó bombas aturdidoras, gases lacrimógenos, y chibolas, causando dos heridos. Grupos especializados desplegaron perros amaestrados para contener a los manifestantes, que homenajearon al estudiante Matt Romero —asesinado por el régimen el 23 de septiembre de 2018 en Managua—, y denunciaron que “Nada está normal” bajo una dictadura en Nicaragua.

El activista político, Félix Maradiaga, quien recién volvió del exilio, intenta atravesar una barrera de antimotines. Foto: Carlos Herrera.

Cuando los opositores, después de orar, rezar el Padre Nuestro, cantar el himno nacional y alzar la bandera de Nicaragua, se disponían salir a las calles, decenas de agentes antidisturbios, que se encontraban apostados en la entrada del edificio Pellas, bloquearon el paso y tras reclamos verbales de los manifestantes, los oficiales lanzaron bombas aturdidoras.

Agentes policiales y antimotines evitan a empujones que los ciudadanos marchen libremente, lo que es un derecho. Foto: Carlos Herrera.

Uno de los heridos es el excarcelado opositor Pedro Estrada, a quien le cayó en la cabeza una bomba de luz y sonido lanzada por agentes antidisturbios. La otra persona lesionada es una mujer, que se desmayó. Los demás opositores se dispersaron y se refugiaron en el edificio, sin mayores incidentes.

Jóvenes atienden al excarcelado político, Pedro Estrada, que fue herido en la cabeza tras caerle una bomba aturdidora. Foto: Carlos Herrera.

En un costado del edificio Movistar, decenas de opositores se concentraron y gritaron consignas en contra del Gobierno de Ortega y a favor de la libertad de los presos políticos, y justicia para las víctimas de las protestas. La Policía del régimen les lanzó bombas aturdidoras, pero ningún ciudadano resultó herido.

Agentes policiales junto con paramilitares motorizados rodean la Plaza Vistana, cerca de la rotonda Centroamérica. Fotos: Carlos Herrera.

La Unidad Nacional Azul y Blanco y la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia, dos de las agrupaciones opositoras más visibles de Nicaragua, convocaron a esa manifestación para reclamar el restablecimiento de los derechos constitucionales en el país, que vive su peor crisis sociopolítica en décadas.

Más en Nación

Send this to a friend