Emergencia Coronavirus

Nueva orden del Minsa: Hacer solo “50 pruebas diarias” de covid-19

Pese a que el Minsa recibió 26 000 kits de pruebas rápidas donados por el BCIE, realizarán solamente 350 pruebas por semana en el CNDR

El Ministerio de Salud (Minsa) emitió un nuevo lineamiento de vigilancia respiratoria, ordenando “ampliar el muestreo para detección oportuna para casos sospechosos de covid-19”, una medida que epidemiólogos y expertos han urgido al Gobierno de Daniel Ortega y Rosario Murillo para conocer la verdadera dimensión del virus en Nicaragua, y así evitar una mayor propagación. Sin embargo, la ampliación del muestreo consiste en aumentar –de las cinco a diez pruebas, que realizan actualmente– a solamente “50 pruebas diarias” de coronavirus a “nivel nacional”, una cifra que está muy por debajo de lo recomendado por los  científicos.

De acuerdo con el documento filtrado a CONFIDENCIAL por fuentes relacionadas a las autoridades sanitarias, el régimen de Daniel Ortega por primera vez admite que se deben muestrear los casos de neumonía grave o atípica, una medida que por rigor se realiza en otros países para descartar contagios de covid-19.

El mismo Minsa reporta en el último boletín epidemiológico disponible en su página web, que hasta la semana 14, es decir marzo, se han registrado 24 107 casos por neumonía y 70 muertes por la misma patología.

“Para ello se remitirán al CNDR (Centro Nacional de Diagnóstico y Referencia) muestras diarias para covid-19, para un total de 50 muestras diarias a nivel nacional, según asignación por SILAIS, que les será previamente informado”, afirma el documento, y de inmediato define los criterios para el muestreo respiratorio.

“A nivel de hospitales se muestrearán casos con neumonía grave o atípica. A nivel de atención primaria se muestrearán los pacientes con una infección respiratoria aguda con fiebre 37.5 C o más y uno de los siguientes síntomas: tos seca, dolor de garganta, rinorrea y disnea”, ordena el Minsa. “Las muestras se tomarán 80% en adultos y un 20% en niños en base a la cantidad asignadas, deben ser enviadas un día antes”, agrega el documento.

De realizarse 50 pruebas diarias, como manda el Minsa en su lineamiento, se estarían realizando 350 pruebas por semana, una cifra todavía muy inferior a lo recomendado por expertos, para evitar que la epidemia se siga propagando en fase comunitaria de contagios. El científico Jorge Huete, experto en biología molecular, recomienda idealmente realizar en Nicaragua 10 000 pruebas semanales, utilizando la donación que hizo el BCIE al Gobierno de pruebas rápidas.

“Con diez mil pruebas semanales, en cuestión de dos o tres semanas se podría conocer con rigor la verdadera dimensión del covid-19 en Nicaragua. El empleo de los kits de diagnóstico para un muestreo masivo le podría dar significancia estadística a los datos de país, convirtiéndose en una herramienta poderosa por múltiples razones”, explicó Huete en un artículo publicado por este medio de comunicación.

El neumólogo Jorge Miranda, quien ha atendido a dos de los nueve casos positivos del covid-19 confirmados por el Gobierno, catalogó de “ridículo” que se proyecte un muestreo de 50 test al día. “Es insignificante hasta para Managua. Así será muy escaso detectar nuevos casos”, dijo el especialista, quien alertó “que en la práctica ha visto un raro aumento en los casos de neumonía” en el país.

Mejorar detección del Covid-19

Según el cientifico Huete, si se aumenta la ejecución de pruebas, se determinarían mejor las tasas de contagio y de mortalidad del coronavirus en Nicaragua. Para él, las pruebas serían fundamentales para impulsar una estrategia agresiva de detección de los casos que han pasado desapercibidos en los aeropuertos o en cualquier parte.

“Se identificarían los principales focos de contagio de covid-19, y los nuevos datos permitirían establecer comparaciones con otros países a fin de considerar opciones exitosas”. Además,  “las pruebas de diagnóstico brindarían información crucial para la toma de decisiones sobre nuevas medidas que permitirían mitigar el impacto social y económico del covid-19 en Nicaragua”, alertó Huete.

No incluyen donación del BCIE

Médicos consultados sobre el documento del Minsa coincidieron que las 50 muestras que los SILAIS remitirán a diario al laboratorio del Complejo de Salud Conchita Palacios serán analizadas con la técnica PCR (siglas en inglés de “Reacción en Cadena de la Polimersa”). Es decir que no contemplan utilizar los test rápidos para detectar covid-19 donados el pasado siete de abril por el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE).

El BCIE entregó al Gobierno 26 000 pruebas rápidas. Sin embargo, la administración de los test ha sido manejada con secretismo por parte del Gobierno Ortega-Murillo y sus autoridades de Salud. El nuevo lineamiento del Minsa no menciona o dice nada sobre los 26 000 test donados por el organismo multileral.

Ante el secretismo sobre el paradero de las 26 000 pruebas donadas, representantes del BCIE respondieron las consultas de CONFIDENCIAL a través de una comunicación firmada desde Tegucigalpa, Honduras. El asesor de Relaciones Instituciones Institucionales, Salvador Sacasa, explicó que “el manejo y uso de los insumos mencionados es responsabilidad propia de los Gobiernos”.

Para el científico Huete, las pruebas donadas por el BCIE brindan una nueva oportunidad para contener la epidemia en Nicaragua. “La reciente donación de 26 000 pruebas de diagnóstico que hiciera el Banco Centroamericano de Integración Económica a los países centroamericanos le presenta al Gobierno la posibilidad de corregir la escasez del diagnóstico y evitar de una vez mayores desgracias y muertes”, insistió.

Huete agregó: “Es cierto que por negligencia y decisiones desacertadas desatendieron la oportunidad excepcional que se tuvo de muestrear antes, de manera generalizada, para bloquear a tiempo la implantación del virus. Sin embargo, con esta herramienta en mano, el Gobierno no puede sino incrementar notablemente el muestreo y el número de pruebas en Nicaragua”. 

Pese a las nuevas orientaciones del Minsa, la media de muestreo que proponen sigue estando por debajo de lo recomendado por especialistas. Por ejemplo, en países como El Salvador se realizan 400 pruebas diarias, lo que permite tener una mayor claridad del comportamiento del coronavirus.

Hasta ahora, las pruebas son centralizadas por el Ministerio de Salud en el Conchita Palacios, mientras fuentes vinculadas al Ministerio de Salud aseguran que el Gobierno sigue realizando entre cinco y diez pruebas diarias a nivel nacional, únicamente a personas que presentan síntomas severos, lo que hace imposible determinar los casos leves o asintomáticos, que suelen ser comunes en los contagios de covid-19.

Para mejorar el muestreo en Nicaragua, Huete recomendó descentralizar la realización del test en el Conchita Palacios, y dotar a los hospitales privados de kits de diagnóstico rápidos.

“La incorporación de las pruebas rápidas obliga al Gobierno a actualizar también sus protocolos no sólo en cuanto a la vigilancia sino también en cuanto a la toma de muestras y procedimientos de actuación en el laboratorio”, explicó Huete. “Como se sabe, el laboratorio central del Minsa ha sido grotescamente subutilizado y podría incrementar también el número de pruebas moleculares para coronavirus.  A no ser que los equipos estuvieran dañados, dicho laboratorio tiene capacidad para realizar al menos mil pruebas semanales y, redoblando esfuerzos, hasta 2000 o quizás 3000 pruebas”, zanjó el científico.

Seguí toda la cobertura de CONFIDENCIAL sobre el coronavirus suscribiéndote a nuestro boletín de noticias diario. Para leer más artículos sobre el tema, hacé clic aquí

Más en Emergencia Coronavirus

Share via
Send this to a friend